Intoxicación por Anisakis
Revisado por Dr. Pablo Rivas, especialista en medicina interna
Te explicamos los pasos que debes seguir para evitar la aparición del anisakis, un desagradable bichito, presente sobre todo en los pescados crudos o poco cocinados, causante de una peligrosa intoxicación.

Tratamiento del Anisakis

El mejor tratamiento de la infección intestinal es la extracción del parásito del anisakis de forma precoz por medio de una endoscopia digestiva alta. El gusano tiende a meterse por debajo de la mucosa del tubo digestivo, por ello, cuanto más se retrasa la realización de la endoscopia digestiva más difícil es el diagnóstico y la posible curación por medio de la extracción del parásito. A veces es necesaria la extracción del gusano por medio de una cirugía, especialmente si aparecen complicaciones como una obstrucción intestinal o una peritonitis.

En muchas ocasiones, el tratamiento sintomático del anisakis es suficiente, pues la infección se suele acabar curando sola con el tiempo. Se suelen dar antiácidos para las molestias intestinales, pues disminuyen la irritación que puede estar causando el parásito en la mucosa del intestino. Para el tratamiento de los síntomas alérgicos, se suelen recomendar antihistamínicos, corticoides, e incluso adrenalina en caso de síntomas muy graves.

El tratamiento de la anisakiasis con medicamentos antiparasitarios, como el albendazol, podría ser de utilidad aunque no existe mucha evidencia de su eficacia.

En cualquier caso, los medicamentos deberán ser siempre prescritos por su médico de familia o alergólogo.

 
Actualizado: 16/05/2014

PUBLICIDAD

Entrevista

Mariano Esteban

Virólogo experto en ébola

"Al igual que el suero hiperinmune, el ZMapp se tiene que administrar al enfermo lo más rápidamente posible tras la infección, y en ese caso sí demuestra eficacia"

 

10 Kilos de media pueden engordar las mujeres en la perimenopausia

Practicar ejercicio, tanto aeróbico, como el que está dirigido a mejorar los músculos y la flexibilidad, y una dieta equilibrada, orientada a mantener la masa muscular, son claves para evitar la acumulación de grasa.

Fuente: 'Instituto Médico Europeo de la Obesidad'

 

PUBLICIDAD