Mente y emociones
Ludopatía, perderlo todo por el juego
Cuando la obsesión por los juegos de azar interfiere constantemente en la vida cotidiana sin poder evitarlo, a pesar de ser consciente de sus nefastas consecuencias, es hora de poner freno a la ludopatía. Te contamos cómo.
Escrito por Dra. Vanesa Fernández López, Psicóloga

Causas y factores de riesgo de la ludopatía

La interacción de las siguientes variables se encuentra en la génesis de la ludopatía:

  • La ludopatía comienza en el hombre en la adolescencia y en la mujer entre los 20 y los 40 años.
  • Existe una historia familiar con problemas de juego; los modelos de aprendizaje y el hecho de que jugar pueda ser bien visto por parte de la familia puede predisponer a padecer este trastorno.
  • Trastornos del estado de ánimo como la depresión.
  • Trastornos de la personalidad en los que aparezcan problemas de control de impulsos como es el caso del Trastorno Límite de la Personalidad (TLP), el cuál se asocia con un amplio número de adicciones.
  • Consumo de sustancias o juego con apuestas a una edad joven; las personas con ludopatía frecuentemente padecen otras adicciones. Si imaginamos un ludópata es muy probable que nos venga a la cabeza alguien jugando con una copa en una mano y un cigarro en la otra.
  • Algunos rasgos de personalidad como la búsqueda de sensaciones, competitividad o tendencia al aburrimiento pueden predisponer a la ludopatía.
  • Las situaciones estresantes pueden mantener y empeorar los problemas del juego, ya que en un primer momento éste funciona reduciendo la ansiedad.

Noticias relacionadas:

Entrevista con el experto

Jorge Cuervo

Jorge Cuervo, autor de 'Qué hacer con tus miedos'

“La verdadera seguridad depende de cómo puedes gestionar tus recursos para afrontar situaciones cambiantes que no puedes elegir”

Jorge Cuervo

Experto en técnicas de coaching y autor de ‘Qué hacer con tus miedos’

Salud en cifras

6%
de la población sufre algún tipo de fobia
Fuente: 'XXIII Curso de Actualización en Psiquiatría'