PUBLICIDAD

Belleza y bienestar
Caries
¿Quién no ha tenido alguna vez una caries? Te contamos por qué se producen, cómo influye la alimentación en su aparición, el tratamiento recomendado en función del tipo de caries y, sobre todo, cómo prevenirlas.
Escrito por Raquel Calderón, Odontóloga

Prevención de las caries

Para evitar la aparición de la caries dental, o disminuir o retardar su progresión lo máximo posible, es necesario adoptar ciertas medidas como: unos hábitos alimenticios adecuados (modificando aquellos que favorecen la aparición de esta afección), una higiene dental eficaz para eliminar la placa bacteriana, el empleo de fluoruros, y la aplicación de selladores de fisuras cuando sea preciso.

Estas son las claves para la prevención de las caries:

La dieta anticaries

Desde niños debemos acostumbrarnos a evitar, en la medida de los posible, aquellos alimentos perjudiciales para la salud dental. A la hora de la merienda, por ejemplo, es mejor que los niños coman un bocadillo de queso o embutido poco graso, que acostumbrarles a bollos y galletas. Y tampoco se debe endulzar nunca el chupete de los bebés. Lo mejor es:

  • Disminuir el consumo de alimentos con alto contenido en azúcar. Se debe tener en cuenta que muchos alimentos, como el pan, el jamón de York, algunos refrescos y zumos envasados, entre otros, también contienen azúcares.
  • Sustituir la sacarosa por otros edulcorantes con menor capacidad de producir caries.
  • Evitar los alimentos pegajosos, que se pueden adherir a la dentadura.

Eliminación de la placa bacteriana

Hay que limpiarse los dientes después de cada comida, incluso aunque se trate de un ligero refrigerio entre horas. Para eliminar la placa bacteriana correctamente se utilizan diversas técnicas de cepillado y enjuagues con colutorios, específicamente elaborados para cumplir esta función.

Empleo de fluoruros

La aplicación tópica de flúor consigue incrementar la resistencia del esmalte dental frente a la desmineralización y, además, los fluoruros tienen una acción antibacteriana.

Los fluoruros los puede aplicar el profesional médico en su consulta (mediante geles, soluciones y barnices de flúor). Tras la aplicación, el paciente no debe beber, comer, ni enjuagarse los dientes durante una hora (o 24 horas en el caso de emplearse barniz).

También se pueden realizar enjuagues diarios en el hogar con fluoruro sódico después de cepillarse los dientes y antes de acostarse.

Sellado de fisuras

Se trata de una técnica muy eficaz para frenar el avance de la caries dental, al establecer una barrera que protege aquella zona más susceptible de verse afectada: la superficie oclusal.

Consiste en rellenar las fisuras del esmalte, con lo que se impide la colonización bacteriana. Esta técnica está indicada en:

  • Dientes cuya morfología sea más propensa a desarrollar caries (que presenten surcos profundos).
  • Molares y premolares que acaben de erupcionar y estén sanos.
  • Cuando hay fracturas en el esmalte dental.
  • En pacientes que hayan presentado caries extensas en su dentición temporal.
  • Personas con enfermedades crónicas de larga duración, minusvalías físicas o psíquicas, y en general todos aquellos que tengan más difícil acceso a tratamientos restauradores en el futuro.

El sellado está contraindicado en los dientes en los que ya haya aparecido la caries, y en los pacientes que presenten numerosas caries entre los dientes.

Es importante resaltar que el sellado forma parte de un conjunto de medidas de prevención de la caries y no sustituye a las demás. Por lo tanto, aun empleando esta técnica, sigue siendo fundamental una dieta adecuada y seguir con regularidad las medidas de higiene bucal apropiadas.

Actualizado: 16 de Diciembre de 2016

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

60%
de los pacientes supervivientes de cáncer solicita algún tratamiento estético
'Fuente: 'Grupo de Expertos en Medicina Estética Oncológica (GEMEON)''

PUBLICIDAD