PUBLICIDAD

Belleza y bienestar
Menta: frescor y salud
Conocida principalmente por ser un ingrediente en la cocina y en la composición de productos para la higiene bucal, la menta, además de darnos frescor, es una planta con múltiples beneficios para nuestra salud.
Escrito por Inma D. Alonso, Periodista experta en salud y bienestar

¿Cómo tomar la menta?

Infusión de menta

La preparación de la infusión de menta puede variar en función del problema de salud que queramos tratar.

La forma de preparar la infusión de menta, así como el número de veces que la tomaremos al día, variarán en función de los beneficios que queramos obtener.

En este sentido, si lo que queremos es tratar el catarro, infusionaremos una cucharada de menta seca en agua caliente durante 10 minutos y tomaremos esta infusión al menos dos veces al día.

Para la tos, la infusión –con la misma cantidad que en la anterior– debe hacerse en agua fría durante 15 minutos y la tomaremos tres veces al día.

Si el problema que queremos tratar son los gases, pondremos en un litro de agua una cucharada de hojas secas de menta y dos de hojas frescas. A la hora de tomarla, la serviremos muy caliente y lo haremos después de las dos comidas principales.

En el caso de problemas intestinales, lo recomendable es tomar dos veces al día una infusión de una cucharada de planta de menta seca, sumergida en agua hirviendo durante 10 minutos.

Para uso tópico, por ejemplo en las heridas, hay que diluir tres cucharadas de menta en un litro de agua hirviendo y esperar a que se enfríe para lavar con ella la zona afectada o bien emplear aceite esencial diluido en agua.

Actualizado: 31 de Julio de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

60%
de los pacientes supervivientes de cáncer solicita algún tratamiento estético
'Fuente: 'Grupo de Expertos en Medicina Estética Oncológica (GEMEON)''

PUBLICIDAD