Cistitis
Escrito por Diana Forero Morantes, bióloga
Entre el 10 y el 20% de las mujeres sufrirán al menos un episodio de cistitis a lo largo de su vida. Para prevenir esta molesta infección del tracto urinario basta seguir unas sencillas recomendaciones.

Causas de la cistitis

Existen numerosos microorganismos que pueden infectar las vías urinarias, aunque los más comunes son los bacilos gramnegativos. El agente etiológico más frecuente es el bacilo intestinal Escherichia coli, responsable de un 80% de las infecciones agudas. El 20% restante incluye microorganismos como Staphylococcus saprophyticus, Proteus mirabilis, Proteus vulgaris, Klebsiella sp., Streptococcus faecalis y Pseudomonas aeruginosa. Un 5% de las infecciones son polimicrobianas, y las asociaciones que se producen con mayor frecuencia en estos casos son E. coli y P. mirabilis en el 60% de los casos, y E. coli junto a enterococo en el porcentaje restante.

Durante el embarazo, los agentes causantes de la infección son los mismos que los hallados en las mujeres no embarazadas; sin embargo, es posible detectar en menor medida a Enterococcus sp, Gardnerella vaginalis y Ureaplasma urealyticum. En el caso de las infecciones complicadas, E. coli sigue siendo el principal agente causante.

Los pacientes sondados suelen presentar infecciones polimicrobianas. Hongos, como Candida sp., tienden a encontrarse en pacientes diabéticos, inmunosuprimidos, o en aquellos que están recibiendo antibióticos de amplio espectro.

 
Actualizado: 11/12/2013

PUBLICIDAD

Entrevista

Dr. Ramón Cantero

Experto en hemorroides

"Con técnicas como la desarterialización hemorroidal transanal no hay alteración de la continencia y no hay posibilidad de infección. Además, el postoperatorio es más llevadero, ya que la cirugía convencional es bastante dolorosa"

 

40% de los nuevos casos de ébola se ha producido en las últimas tres semanas

El 62% de los casos reportados se dan en las zonas más afectadas, especialmente en Liberia y, según la OMS, el número de enfermos podría ser entre dos y cuatro veces mayor de lo que se cree.

Fuente: 'Organización Mundial de la Salud'

 

PUBLICIDAD