Cólera
Escrito por Sergio García Escrivá, Licenciado en Farmacia
Cada año se producen entre tres y cinco millones de casos de cólera en el mundo. Te explicamos cómo puedes evitar el contagio si vas a viajar a zonas con medidas higiénicas y sanitarias deficientes.

Tratamiento del cólera

En realidad, la bacteria responsable del cólera es bastante fácil de eliminar con el uso de antibióticos cuya seguridad y eficacia han sido comprobadas, y cuya distribución en los países desarrollados está totalmente garantizada.

Algunos de estos antibióticos efectivos contra el bacilo son: azitromicina (macrólido), ciprofloxacino (quinolona), doxiciclina (tetraciclina) o co-trimoxazol (sulfamida). Todos ellos de fácil acceso y ampliamente utilizados en países avanzados. El médico será el encargado de prescribir el más adecuado en cada caso, junto con la dosis necesaria; y el farmacéutico le facilitará toda la información que requiera para garantizar que el medicamento es efectivo al 100%.

Evidentemente, junto al tratamiento antibiótico del cólera, es tanto o más importante el tratamiento sintomático; en este caso, previniendo la deshidratación secundaria a vómitos y diarrea. Para esto, los preparados con sales de rehidratación oral son muy utilizados. En el hospital, sin embargo, si la deshidratación es muy importante, pueden optar por administrar al paciente suero fisiológico o glucosado por medio de una aguja.

 
Actualizado: 22/02/2014

PUBLICIDAD

Entrevista

Mariano Esteban

Virólogo experto en ébola

"Al igual que el suero hiperinmune, el ZMapp se tiene que administrar al enfermo lo más rápidamente posible tras la infección, y en ese caso sí demuestra eficacia"

 

70% de la población sufre fatiga ocular por el uso de pantallas

Permanecer demasiado tiempo frente a la pantalla del ordenador u otros dispositivos causa fatiga, sequedad e irritación ocular. El síndrome de ojo seco es uno de los problemas que causa este hábito.

Fuente: 'Boiron'

 

PUBLICIDAD