PUBLICIDAD

Ejercicio y deporte
Body Core
Trabajar todo el cuerpo desde su centro, el ‘core’, con un único tipo de actividad física, es el objetivo de un completo programa de entrenamiento ideado en España: el Body Core. Descubre sus múltiples ventajas.
Escrito por Laura Saiz, Periodista especializada en deporte, belleza y bienestar

Consejos para practicar Body Core

Si quieres practicar Body Core, estos consejos te ayudarán a obtener el máximo beneficio de los ejercicios, y a reducir el riesgo de lesiones:

  • Habla con tu médico si padeces algún tipo de enfermedad, porque es el más indicado para recomendarte, o no, incluir el Body Core dentro de tu programa de entrenamiento, o quizá una actividad deportiva mucho más tranquila y adaptada a todo el mundo, como puede ser caminar.
  • Aunque hay ejercicios de Body Core sin pesas, este entrenamiento se basa en movimientos con ellas, por lo que si eres portador de un marcapasos o sufres hipertensión arterial, evita estas actividades de fuerza.
  • El Body Core tiene diferentes niveles de exigencia y dos programas de iniciación antes de comenzar el entrenamiento puramente dicho. Por lo tanto, es importante empezar desde cero e ir aprendiendo la correcta ejecución de los ejercicios antes de establecer metas demasiado ambiciosas, que puede que sólo provoquen lesiones, o empujen a abandonar su práctica por culpa de un agotamiento excesivo.
  • Los programas de iniciación duran, al menos, un mes. Es importante no abandonarlos antes de tiempo, aunque nuestro objetivo final sea, por ejemplo, el aumento de la masa muscular, que se alcanzará mediante un programa específico.
  • Una correcta hidratación es fundamental antes, durante y después de practicar cualquier deporte. El Body Core es muy exigente, y aunque no se sude tanto como con otros ejercicios puramente aeróbicos (correr, ciclismo, fútbol…), es fundamental rehidratar el organismo adecuadamente con agua y, si es necesario, con bebidas isotónicas o geles.
  • Como en cualquier actividad física, hay que calentar los músculos antes de empezar el ejercicio y estirarlos debidamente cuando hayamos terminado. Hay que hacer un trabajo de calentamiento, tanto general, como de los músculos específicos que se vayan a trabajar.
  • Cuando estés haciendo un ejercicio, no focalices tu atención en levantar el peso, sino en realizar los movimientos con la técnica adecuada. Además, fíjate que estás contrayendo al máximo los músculos implicados en dicho movimiento.
  • Dos días a la semana de Body Core pueden ser suficientes, sobre todo si se combinan con otro tipo de deportes. No obstante, las personas que busquen un objetivo muy concreto deberían aumentar las sesiones hasta cuatro semanales.

Actualizado: 7 de Agosto de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

Laura Saiz

Periodista especializada en deporte, belleza y bienestar
Laura Saiz

PUBLICIDAD

Salud en cifras

20%
se reduce el riesgo de estrés si te desplazas en bicicleta a trabajar o a estudiar
'Fuente: 'l Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal)''

PUBLICIDAD