PUBLICIDAD

Ejercicio y deporte
Electrofitness
El chaleco de electroestimulación promete conseguir resultados de 3 horas de ejercicio con sesiones de 20 minutos. Analizamos los pros y contras del electrofitness, y cómo conseguir que sea efectivo sin lesionarte.
Escrito por Leire Moneo, Periodista experta en alimentación

Tabla de ejercicios de gimnasia con electroestimulación

El modelo de entrenamiento con electroestimulación radica en la mezcla y el trabajo de todos los tipos de fibras musculares ajustados en ciclos para lograr el máximo rendimiento de la tecnología según las necesidades del deportista. Por ello, en cada centro se establecerá una tabla de ejercicios o circuito de electrofitness adecuado a las exigencias y características de cada persona con la supervisión de un entrenador personal y en ocasiones de un fisioterapeuta –sobre todo cuando se quiera tratar una zona muscular en concreto o existan lesiones o patologías previas–.

En estos casos, los centros de mayor prestigio en entrenamiento con EMS cuentan con profesionales altamente cualificados en materia deportiva y fisioterapia que son los encargados de preparar una rutina detallada e individual para cada deportista en función de la zona que se quiera ejercitar. Además, estos profesionales supervisan toda la sesión de manera individualizada para garantizar que el usuario tolera bien las descargas eléctricas y que mantiene un ritmo constante y adecuado de pulsaciones, así como para garantizar que realiza los ejercicios de forma correcta, sin forzar la espalda ni crear posturas erróneas.

Los ejercicios con chaleco de electroestimulación más habituales incluyen las prácticas frecuentes en cualquier clase de aerobic o entrenamiento personal, con la diferencia de que se realizan menos repeticiones y por tanto se ahorra tiempo y esfuerzo. En cualquier caso, no deben faltar ejercicios y rutinas como:

  1. Caminar a paso ligero o correr suavemente. Durante los primeros cinco minutos para calentar los músculos y lograr una buena respiración. Es el tiempo que los profesionales emplean para asegurarse de que la intensidad y el voltaje aplicado es el correcto.
  2. Elevación de piernas en steps. Tres tandas de diez repeticiones realizadas en dos minutos son equivalentes a cuatro minutos de este ejercicio de forma tradicional.  
  3. Pesas con mancuernas. Pueden realizarse tanto para trabajar los bíceps como los tríceps. Son suficientes tres tandas de diez repeticiones, frente a las ocho tandas habituales en una clase sin chaleco.
  4. Ejercicios de brazos. Se puede trabajar hombros, trapecios y tríceps haciendo tres tandas de diez repeticiones de flexiones sobre el suelo. Los amateurs pueden apoyar las piernas en el suelo y centrar el esfuerzo en los brazos.
  5. Sentadillas. Tres tandas de diez repeticiones equivalen a cinco tandas sin chaleco de electroestimulación.
  6. Ejercicios específicos de piernas. Para trabajar los muslos es necesario tumbarse en el suelo y realizar tres tandas de diez repeticiones abriendo y cerrando las piernas en un ángulo de 30 grados. Esto equivale a la realización de cinco tandas similares sin chaleco.
  7. Abdominales. Para fortalecer el abdomen, una clase habitual de electroestimulación incluye la realización de cinco tandas de diez repeticiones, lo que equivale a endurecer el abdomen como si hiciésemos más de 150 abdominales por sesión.
  8. Estiramiento y relajación. Es imprescindible acabar la sesión con ejercicios de estiramiento de piernas, abdomen, espalda y brazos para evitar las contracturas. La intensidad de las ondas va decreciendo poco a poco hasta que los últimos ejercicios se realizan tumbados en el suelo sin necesidad de descargas.

Actualizado: 5 de Abril de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

Leire Moneo

Periodista experta en alimentación
Leire Moneo

PUBLICIDAD

Salud en cifras

20%
se reduce el riesgo de estrés si te desplazas en bicicleta a trabajar o a estudiar
'Fuente: 'l Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal)''

PUBLICIDAD