PUBLICIDAD

Noticias Embarazo

Nuevos criterios para evaluar la viabilidad de un embarazo

Un grupo de expertos elabora una guía que incluye modificaciones en los criterios para definir cuándo un embarazo no es viable, con el objetivo de minimizar falsos diagnósticos y evitar así la muerte de embriones sanos.
Nuevos criterios para evaluar la viabilidad de un embarazo

14 de Octubre de 2013

En algunas ocasiones un embrión demasiado pequeño para la edad gestacional o sin latido, progresa con normalidad un par de semanas después de este diagnóstico, por lo que un embarazo que parecía inviable pasa a ser una gestación normal que concluye con el nacimiento de un bebé sano.

El problema cuando se determina que un embarazo es inviable es que puede dar lugar a una intervención para interrumpir su curso, y si se trata de un diagnóstico erróneo, y se administran fármacos a la madre para provocar un aborto, pueden suceder dos cosas: que se pierda a un bebé deseado sin que existieran motivos para ello, o que la gestación continúe. En este último caso podría ocurrir que la medicación hubiera afectado al embrión y que el bebé presentara algún tipo de malformación.

Para prevenir este tipo de falsos diagnósticos un equipo formado por 15 médicos especializados en Obstetricia, Ginecología, Radiología y Urgencias han realizado una revisión sistemática de literatura científica con el objetivo de elaborar una guía que recoge modificaciones en los criterios que definen cuándo un embarazo no es viable.

Los autores de la nueva guía afirman que para determinar con seguridad que un embarazo no es viable no es suficiente con que la ecografía muestre un embrión de cinco milímetros sin latido

Estos expertos, que han publicado sus conclusiones en New England Journal of Medicine, han explicado que para determinar con seguridad que un embarazo no es viable no es suficiente con que la ecografía muestre un embrión de cinco milímetros sin latido –como se establecía en las guías anteriores–, sino que es conveniente esperar a que dicho embrión mida siete milímetros, y solo entonces en el caso de que continúe sin latido se puede considerar que no es evolutivo.

Los autores del trabajo coinciden en que hay que establecer un margen de seguridad por varios motives, entre ellos que las medidas que ofrecen las ecografías no son exactas al cien por cien. Por ello, si no se ve al embrión dentro del saco gestacional, o no tiene latido, lo mejor es dejar pasar una o dos semanas y realizar una nueva ecografía.

Otra forma de comprobar la viabilidad del embarazo es realizar un análisis de sangre para observar los niveles de gonadotropina coriónica humana (HCG), y repetirlo a las 48 horas; de esta forma, si los niveles de dicha hormona aumentan es un indicativo de que la gestación continúa, mientras que si disminuyen significa que el embarazo no progresa.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Especial informativo

 
Especial Semana a Semana
 

Embarazo semana a semana

Guía de salud de la embarazada

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

39%
es la efectividad de la vacuna de la gripe para prevenir ingresos hospitalarios en personas de entre 65 y 79 años
'Fuente: 'Centro de Investigación Biomédica en Red de Epidemiología y Salud Pública (CIBERESP)''