PUBLICIDAD

Embarazo
Ácido fólico durante el embarazo
El ácido fólico es el suplemento vitamínico por excelencia de toda embarazada, ya que previene graves malformaciones congénitas. Te explicamos cuáles son sus efectos y cuándo debes tomarlo.
Escrito por Alhelí Quintanilla, Periodista especializada en infancia y embarazo

Desde cuándo y cómo debes tomar ácido fólico

Desde cuándo y cómo he de tomar ácido fólico

Preparados de ácido fólico para embarazadas, de venta en farmacias.

Lo ideal, aconsejan los expertos, es que se empiece a tomar ácido fólico tres meses antes del embarazo –se receta siempre en la llamada visita preconcepcional, recomendable para todas las parejas que estén pensando en procrear– y, si se tarda más en quedarse embarazada, no pasa nada, el ácido fólico no tiene ningún efecto secundario. En todo caso, siempre debes consultar con un médico para que te indique qué preparado tomar y en qué dosis.

Si ya estás embarazada, tu ginecólogo te prescribirá un preparado desde la primera visita, y continuarás tomándolo hasta el final del primer trimestre de gestación. Después, será él quien te indique si es necesario seguir con este suplemento, que a veces se receta cuando la embarazada sufre algún tipo de anemia.

Si vomitas de forma habitual en el primer trimestre de gestación, procura tomar el suplemento en la hora del día y con el alimento que mejor retengas.

¿No basta entonces con un dieta rica en folatos?

No, no basta con una dieta rica en folatos para cubrir la dosis necesaria de esta vitamina en una mujer embarazada, ya que:

  • Una media del 70% de los folatos contenidos en los alimentos se destruyen por el calor, la cocción, el contacto con el aire y el tiempo de almacenamiento. Las verduras pierden hasta el 80% cuando las cueces.
  • Los folatos naturales se absorben peor (una media del 50%) que sus derivados artificiales (100%), ya que el organismo necesita metabolizarlos previamente. Además, la absorción es muy variable de unos alimentos a otros.
  • Por todo ello, se calcula que sólo se aprovecha entre el 25 y el 50% de la vitamina B9 contenida en los alimentos.

Lo mejor: combinar ambas cosas, una dieta equilibrada rica en verduras, frutas y cereales integrales, con la ingesta de un suplemento de ácido fólico.

Actualizado: 9 de Marzo de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Especial informativo

 
Especial Semana a Semana
 

Embarazo semana a semana

Guía de salud de la embarazada

PUBLICIDAD

Salud en cifras

8
de cada mil niños y jóvenes sufren trastorno del espectro alcohólico fetal
'Fuente: 'Instituto de Investigación sobre Políticas de Salud Mental del Centro de Adicción y Salud Mental de Toronto, Canadá''

PUBLICIDAD