PUBLICIDAD

Noticias Embarazo

Una dieta saludable, clave para mejorar la fertilidad

Los hábitos alimenticios influyen sobre la fertilidad masculina y femenina y, según expertos en reproducción asistida, hasta el 12% de la infertilidad primaria se debe a alteraciones del peso asociadas a la dieta.
Embarazada preparando una ensalada

Una dieta rica en frutas y verduras favorece la fertilidad

17 de Octubre de 2014

Los hábitos alimenticios influyen sobre la fertilidad (tanto femenina como masculina) y, según los expertos de la clínica especializada en técnicas de reproducción asistida (TRA) Ginefiv, hasta el 12% de la infertilidad primaria se debe a alteraciones del peso en las que la dieta desempeña un papel fundamental.

El estudio Conocimiento y hábitos de la fertilidad de las mujeres, que ha llevado a cabo el citado centro, y en el que han participado alrededor de 300 mujeres españolas, revela que una de cada cinco mujeres no controla su peso habitualmente, a pesar de que esto tiene consecuencias negativas sobre su capacidad reproductiva, y que solo el 30% toma a diario las cinco raciones de fruta o verdura recomendadas.

El aumento o disminución drásticos del peso corporal repercute negativamente sobre la fertilidad. Así, la obesidad reduce un 33% las posibilidades de éxito de las técnicas de reproducción asistida, un porcentaje que se eleva al 50% en el caso de mujeres muy obesas, en las que es necesario administrar mayores dosis de gonadotropinas, prolongar la estimulación ovárica, y en las que existe, además, un mayor riesgo de aborto.

Si el exceso de peso lo presenta el varón, puede tener consecuencias como disfunción eréctil, y se estima que un sobrepeso de diez kilos aumenta un 10% los problemas de infertilidad de un hombre.

Hasta el 12% de la infertilidad primaria se debe a alteraciones del peso en las que la dieta desempeña un papel fundamental

La Dra. Victoria Verdú, coordinadora de Ginecología de Ginefiv, explica que la grasa corporal afecta a la producción de la hormona liberadora de gonadotropina (GnRH), que cumple una importante función, tanto en la ovulación femenina, como en la producción de espermatozoides.

Los expertos de Ginefiv aconsejan, por tanto, que las personas que deseen un embarazo controlen su peso y sigan una dieta equilibrada y saludable, evitando las bebidas alcohólicas y el exceso de cafeína. Para mejorar la fertilidad recomiendan un consumo adecuado de frutas y verduras, y de alimentos ricos en calcio, ácido fólico, y vitamina D.

Fuente: Ginefiv, clínica especializada en reproducción asistida

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD