PUBLICIDAD

Mascotas
Camaleón común
El camaleón es un pequeño y tranquilo reptil que necesita un espacio amplio, húmedo y bien ventilado. No le gusta que le manipulen y se estresa con facilidad, por lo que no es una mascota adecuada para niños.
Escrito por Diana Oliver, Periodista especializada en mascotas, maternidad e infancia y vida sana

Consejos para la compra de un camaleón

Consejos para la compra de un camaleón

El tráfico ilegal de animales exóticos es frecuente, por lo que es mejor que acudas a un criador homologado para comprar tu camaleón.

Si decidimos tener un camaleón como mascota antes debemos saber que estos reptiles requieren cuidados específicos y tiempo. Hay que elegir muy bien dónde vamos a comprarlo ya que solo así podremos exigir todas las garantías legales sobre su procedencia y nos aseguraremos de que no padece enfermedades. Una buena opción es acudir personalmente a criadores homologados en cuyos establecimientos puedas observar cuál es el entorno de cría, de incubación, etcétera. El tráfico ilegal de animales exóticos es muy habitual, por lo que es preferible gastar un poco más pero tratar en todo momento con un profesional. Es esencial la firma de un contrato que nos asegure que estaremos respaldados ante cualquier incidencia.

En el momento de la compra hay que tener en cuenta varios aspectos claves para elegir un ejemplar que goce de buena salud. Primero, un camaleón sano nunca tendrá los ojos hundidos, sino más bien saltones. Segundo, debe mover perfectamente sus extremidades y su cola prensil, pese a que lo hagan con lentitud (algo perfectamente normal). Y, por último, al observar la piel del animal no debemos encontrar marcas de heridas o signos de enfermedad.

Antes de llevarnos el camaleón a casa tenemos que tener todo preparado para que el animal disponga de unas condiciones óptimas que le aseguren la supervivencia y una vida digna. Estos reptiles necesitan un espacio muy ventilado para poder vivir, que tenga una elevada humedad (entre el 50% y 80%), y una temperatura de entre 5 y 10ºC por la noche, y de no más de 25ºC durante el día. Para mantener la humedad podemos pulverizar con agua el terrario varias veces al día. No son aptos los terrarios de cristal sin flujo de ventilación, ya que un habitáculo así puede provocarles problemas respiratorios. Lo ideal será un terrario con paredes de malla que permita el flujo de aire, con áreas de sombra y con áreas iluminadas. Es imprescindible que contenga plantas, ramas de diferente grosor y árboles en miniatura para poder trepar y que nuestro amigo se sienta como en casa. Sobre la superficie del suelo lo idóneo es disponer sustrato orgánico, aunque puede ser más laborioso de limpiar.

Adaptación del camaleón a tu hogar

Por su carácter tímido y poco sociable el camaleón querrá toda la privacidad del mundo, por lo que es recomendable manipularlo lo menos posible para no causarle estrés y ofrecerle una buena calidad de vida. No suelen morder ni suponen ningún peligro para las personas, pero prefieren vivir tranquilos sin demasiados ruidos ni manoseos, por lo que si nuestra intención es llevar a casa una mascota juguetona y cariñosa el camaleón no es el compañero que estamos buscando. Lo mismo con respecto a si es un animal apto o no para niños: como decíamos anteriormente son animales delicados, que requieren muchos cuidados y que, pese a no ser venenosos ni agresivos, no son recomendables para que los niños los manipulen.

Actualizado: 29 de Febrero de 2016

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

Diana Oliver

Periodista especializada en mascotas, maternidad e infancia y vida sana
Diana Oliver

PUBLICIDAD

Salud en cifras

3%
de los propietarios de una vivienda en alquiler admite que el inquilino tenga una mascota
'Fuente: 'Portal inmobiliario Idealista’ '

PUBLICIDAD