PUBLICIDAD

Mente y emociones
Resiliencia
Todos hemos conocido alguna vez a personas que parecen de acero, capaces de afrontar todo aquello que les suceda. Lo que se esconde tras la explicación de este fenómeno es la resiliencia. ¿La tienes tú?
Escrito por Dra. Vanesa Fernández López, Psicóloga, especialista en emociones

Cómo conseguir ser más resilientes

Aquí tienes unos sencillos consejos para conseguir ser más resiliente en tu día a día y saber cómo afrontar mejor las dificultades que puedan presentarse en tu vida:

  • Intenta dar a los acontecimientos adversos la importancia justa: para ello no magnifiques los problemas y elimina de tu cabeza pensamientos catastróficos. Deja a un lado frases intranquilizadoras como “Y si…”, y céntrate en lo que está ocurriendo aquí y ahora.
  • Sé tú mismo quien decide sobre tu propia vida y tus emociones: intenta tomar decisiones de una manera racional dejando de lado la impulsividad. Cuando las cosas han ido mal no te tortures con los ‘por qué’ y céntrate en el ‘cómo superarlo o resolverlo’ en los casos en los que así se puede.
  • No te avergüences de sentir emociones negativas como el miedo, la ansiedad, la tristeza o la rabia. Sufrir ante situaciones adversas es sinónimo de salud mental.
  • Tú eres tu principal aliado: debes confiar en ti y en tus logros para automotivarte en las ocasiones en las que lo estás pasando mal.
  • Construye a lo largo de tu vida una adecuada red de personas (familia, amigos, etcétera) que te hagan sentir querida y segura. Las relaciones sociales positivas cumplen una función de apoyo social que amortigua el efecto de las emociones negativas y fortalecen tu resiliencia.
  • Involúcrate en los problemas de otras personas; ayúdalos y no te centres solo en ti mismo. Te ayudará a relativizar la realidad, crear lazos sociales y a sentirte bien.

Actualizado: 22 de Junio de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD