PUBLICIDAD

Mente y emociones
Zona de confort, cuándo y cómo salir de ella
La zona de confort es un entorno conocido que nos hace sentir seguros y protegidos. Pero el que no arriesga, no gana, y hay que salir de ella para ‘crecer’. Estos consejos te ayudarán a abandonarla sin miedo.
Escrito por Dra. Vanesa Fernández López, Psicóloga, especialista en emociones

Consejos para salir de la zona de confort

Consejos para salir de la zona de confort

Asumir que la vida tiene riesgos y que la inseguridad forma parte de tu evolución vital, te ayudará a salir de la zona de confort.

Las características personales hacen que salgamos más o menos de nuestra zona de confort, y los estudios sobre el ciclo vital y las emociones muestran que la edad es una de las variables más relevantes a este respecto. Cuando somos jóvenes tenemos ganas de expandirnos, de que nuestra existencia modifique el medio, porque estamos seguros de poder cambiar el mundo, y nos permitimos más concesiones para salir de nuestra zona de confort a cambio de asumir ciertos riesgos. Sin embargo, a medida que nos vamos haciendo mayores, las personas preferimos asegurar lo que hemos conseguido antes que buscar nuevos méritos.

Pero si bien en determinadas etapas de la vida o circunstancias es mejor sentirse seguros, conservando lo que tenemos y manteniendo nuestro nivel de calma y bienestar personal, refugiándonos en nuestro área de confort, no salir nunca de ella, como hemos explicado, puede tener consecuencias muy negativas, por lo que te ofrecemos algunos consejos para ayudarte a perder el miedo y salir de ese entorno protegido en el que a veces nos encerramos:

  • Asume que la vida tiene sus riesgos, y que no se trata de no decidir, sino de elegir la solución ‘menos mala’ en cada caso.
  • Acepta los sentimientos de ansiedad e inseguridad como parte de la evolución vital del ser humano.
  • Relativiza tus pensamientos negativos que buscan inmovilizarte.
  • Plantéate nuevos retos, y sub-retos que te dirijan a los mismos. Aunque sea muy poco a poco, felicítate por avanzar, pero continúa avanzando.
  • Conciénciate de que los cambios conllevan incertidumbre y de que esta sensación no es mala, sino que te ayuda a prevenir posibles errores.
  • Plántale cara a tu vida: ¿es así cómo esperabas verte? Si no es así, constrúyete un plan de futuro con objetivos a corto, medio, y largo plazo.
  • Cuando no te sientas capaz de hacerlo tú mismo, recuerda que la psicoterapia es un procedimiento eficaz para ayudarte a salir de tu zona de confort. Un psicoterapeuta puede ayudarte a tomar conciencia de tus miedos o inseguridades ayudándote a descubrir aquellos retos a los que te da miedo mirar. Cuando salimos de nuestra área de confort se activan todas las barreras que nos obligaban a seguir en ella. Ten en cuenta que para alcanzar tus éxitos y metas es necesario atravesar dos zonas: la de los miedos, y la de los aprendizajes. La psicoterapia te ayudará a romper ese miedo al cambio y acabar con esas ideas irracionales que pueden hacerte creer incapaz de superar un miedo porque una vez lo intentaste y no supiste cómo hacerlo. Así mismo, al enfrentarte a nuevas realidades, tu terapeuta te ayudará a aceptar nuevos desafíos adoptando estrategias para hacerles frente.

Actualizado: 14 de Mayo de 2016

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

50.000
días de trabajo se pierden cada año en Chile a causa de enfermedades mentales de origen laboral
'Fuente: 'Ministerio de Salud de Chile''

PUBLICIDAD