PUBLICIDAD

Mente y emociones
Cómo hablar de sexo con los hijos
La educación sexual no se restringe a una conversación concreta, sino que es un proceso gradual que se extiende desde la infancia a la adolescencia. Te damos pautas sobre cuándo y cómo hablar de sexo con tus hijos.
Escrito por Dra. Vanesa Fernández López, Psicóloga, especialista en emociones

Cómo hablar de sexo en la pubertad

Madre hablando de sexo con su hija

Una madre responde a preguntas de su hija sobre las relaciones sexuales

Entre los 10-12 años y los siguientes años de la pubertad las preguntas sobre el sexo disminuyen porque a los adolescentes les da más vergüenza preguntar a los padres, lo que no significa que se haya reducido el interés por el sexo que, por el contrario, realmente ha resurgido de nuevo debido a los cambios fisiológicos que se experimentan a esa edad.

Un aspecto clave y que preocupa frecuentemente a los padres en estas edades tiene que ver con la masturbación, que ahora no es exploratoria como en etapas anteriores, sino que se emplea para la búsqueda de placer. Ante este hecho los padres deben respetar la privacidad del púber y, si tienen que hablar con su hijo por haberle descubierto masturbándose, deben ser naturales y normalizar la situación. Le pueden decir, por ejemplo, “es normal y simplemente debe ser una actividad privada, por lo que en otra ocasión cierra la puerta o hazlo en el baño”.

A esta edad los padres deben proporcionar la información que pudiera faltar sobre las relaciones sexuales al completo incluidas las enfermedades de transmisión sexual (ETS) y los métodos anticonceptivos (por ejemplo si estamos hablando de los métodos de protección sexual se puede abrir un preservativo y enseñarlo).

Es importante que en esta etapa los menores tengan suficientes conocimientos sobre el tamaño del pene, eyaculaciones, erecciones, flujo vaginal, menstruación, etcétera. Y también es conveniente que los padres traten aspectos como el abuso sexual.

Tu actitud ante las dudas sexuales de tu hijo a lo largo de las etapas anteriores determinará en gran medida cómo se comportará éste a partir de la pubertad, dejándote fuera de su vida sexual, o preguntando sus futuras dudas y recurriendo a ti cuando así lo necesite. Para hablar de sexo con tus hijos, no lo dudes, es importante saber comunicarse

Actualizado: 25 de Abril de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD