PUBLICIDAD

Noticias Salud al día

El 20% de los adultos sufre trastornos del olfato

Uno de cada cinco adultos padece anosmia o algún trastorno del olfato, y su prevalencia aumenta con la edad. Alergias como la rinitis alérgica, e infecciones de las vías respiratorias altas, son las causas más frecuentes.
El 20% de los adultos sufre trastornos del olfato

La prevalencia de los trastornos olfativos aumenta con la edad, y la anosmia, o ausencia absoluta del olfato, se estima que afecta al 5% de la población mundial.

27 de Mayo de 2016

Alrededor de una de cada cinco personas adultas presenta un trastorno del olfato, según revela una revisión de estudios realizada por la Sociedad Española de Otorrinolaringología y Cirugía de Cabeza y Cuello (SEORL-CCC). Las causas más frecuentes para que se produzca una disfunción olfativa son las alergias –como la rinitis alérgica– y las infecciones de las vías respiratorias altas, así como la inhalación de tóxicos.

La hiposmia es una reducción del umbral del olfato, y la anosmia, o ausencia absoluta de este sentido, se estima que afecta al 5% de la población mundial. Además, y según señala un estudio publicado en Chemical Senses, la prevalencia de los trastornos olfativos aumenta con la edad, ya que mientras el 23% de los estadounidenses mayores de 25 años padecía algún problema de este tipo, el porcentaje de afectados se elevaba al 32% a partir de los 80 años.

La hiposmia es una reducción del umbral del olfato, y la anosmia, o ausencia absoluta de este sentido, se estima que afecta al 5% de la población mundial

En el caso de la rinitis alérgica, muy habitual en esta época del año, provoca disfunción olfativa a entre el 20 y el 40% de los pacientes porque, como explica el Dr. Héctor Vallés, miembro de la SEORL-CCC y especialista en olfato, produce una inflamación y una obstrucción de la mucosa nasal y de los senos paranasales que pueden reducir la capacidad olfatoria, de forma que los estímulos no lleguen a alcanzar los receptores olfativos.

Un catarro que afecte a las vías altas puede también producir una lesión en el epitelio o las neuronas asociadas al olfato que provoque parosmia, una alteración olfativa que afecta sobre todo a las mujeres de entre 40 y 60 años. La inhalación de sustancias químicas tóxicas, como el benceno, benzol, disolventes de pintura, o agua muy clorada, es otra de las razones por las que se puede experimentar esta disminución sensorial.

Para prevenir la pérdida del olfato el Dr. Vallés aconseja evitar una exposición prolongada a productos tóxicos o contaminantes, y usar mascarilla cuando sea inevitable, mantenerse bien hidratado, vacunarse contra la gripe estacional, y evitar el contacto con alérgenos, así como consultar al especialista en caso de una disminución olfativa prolongada y sin causa aparente.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Especial informativo

 
Especial Diabetes
 

Especial

Diabetes

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

15.000
niños menores de cinco años murieron cada día en 2016
'Fuente: 'Informe 'Niveles y Tendencias en la Mortalidad Infantil 2017', publicado con UNICEF, el Banco Mundial y la División de Población de UNDESA''