PUBLICIDAD

Pruebas médicas
Ecografía abdominal
A través del uso de ondas de ultrasonido, la ecografía abdominal permite observar los órganos y las estructuras del abdomen e incluso realizar drenajes de abscesos o tomas de biopsias.
Escrito por Dr. Pablo Rivas, Especialista en medicina interna

Cuándo debe hacerse una ecografía abdominal

Los motivos más frecuentes por los que se puede solicitar la realización de una ecografía abdominal son los siguientes:

  • En casos de dolor abdominal, ante la sospecha de patología de la vía biliar como una litiasis biliar o una infección de la vesícula biliar (colecistitis).
  • Para descartar la presencia de cáncer de hígado, por ejemplo en enfermos con una hepatitis crónica.
  • En el estudio de la patología del riñón, como la litiasis renal, las infecciones renales (pielonefritis) o el cáncer de riñón.
  • En el estudio de patología del páncreas, como la pancreatitis o el cáncer de páncreas. Sin embargo, a veces el páncreas no se ve bien en la ecografía, pues es un órgano que se encuentra muy profundo. Por ello, para su estudio se prefiere muchas veces la realización de una tomografía axial computarizada (TAC).
  • Ante la sospecha de apendicitis cuando no se puede realizar un TAC.
  • Para estudiar la presencia de estrecheces o aneurismas de la aorta abdominal.
  • Para el estudio de patología del útero o los ovarios, o para seguir al feto en la mujer embarazada.
  • Para guiar la aguja en la punción o para realizar una biopsia hepática o renal.
  • Para drenar abscesos localizados en algún órgano del abdomen, sobre todo en el hígado.

Actualizado: 14 de Septiembre de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

10%
de la población española sufre dermatitis atópica
'Fuente: 'XII Congreso Mundial de Dermatología Pediátrica y la Asociación Española de Pacientes y Familiares de Dermatitis Atópica’'

PUBLICIDAD