Atragantamiento
Escrito por Alicia Díaz, enfermera
En ocasiones, un resto de alimento o un objeto pueden atascar nuestras vías aéreas. Lo mejor para desbloquear la entrada y salida de aire es realizar la maniobra de Heimlich. Descubre cómo llevarla a cabo.

Atragantamiento

El atragantamiento sucede cuando a alguien se le bloquean de repente las vías donde debe pasar el aire y no puede respirar. Puede estar causado debido a una mala deglución de los alimentos o por atascamiento de objetos.

Tipos de atragantamiento

El tipo de acción para revertirlo ha de ser distinta si se trata de un atragantamiento parcial o si es un atragantamiento total, por ello, lo primero es saber reconocer cada caso:

  • Atragantamiento parcial: nos daremos cuenta de que las vías no están totalmente obstruidas porque la persona se pondrá a toser y a hacer ruidos, y escucharemos su respiración forzada. Se llevará las manos a la garganta, signo inequívoco del atragantamiento.
  • Atragantamiento total: la persona no podrá emitir ningún ruido ya que el objeto extraño no permitirá la entrada ni salida del aire. Normalmente la víctima es incapaz de respirar, su piel empieza a palidecer en un principio y posteriormente se torna de color azulado, puede agitarse y perder la conciencia. Sin la atención adecuada puede llegar a morir

La mayor complicación de un atragantamiento que no se atienda debidamente es la muerte, pero además debemos tener cuidado con los atragantamiento parciales, pues pueden complicarse y pasar a totales, que son más peligrosos.

 

Temas en este artículo

Actualizado: 27/05/2014

PUBLICIDAD

Entrevista

Dr. Julián García Feijoo

Experto en glaucoma

“La alteración de la visión periférica típica del glaucoma generalmente pasa desapercibida, por ello es muy importante acudir al oftalmólogo a partir de los 50 años cada dos años, y cada año a partir de los 60”

 

25%de los tumores orofaríngeos en España se debe al VPH

El contacto, casi siempre por vía sexual, con el virus del papiloma humano (VPH) es la causa de la cuarta parte de los tumores de cabeza y cuello en España, y de la mitad de los casos que se dan en Estados Unidos.

Fuente: 'Grupo IMO (Instituto Madrileño de Oncología'

 

PUBLICIDAD