Primeros auxilios
Atragantamiento
En ocasiones, un resto de alimento o un objeto pueden atascar nuestras vías aéreas. Lo mejor para desbloquear la entrada y salida de aire es realizar la maniobra de Heimlich. Descubre cómo llevarla a cabo.
Escrito por Alicia Díaz, Enfermera, experta en Primeros Auxilios

Atragantamiento

El atragantamiento sucede cuando a alguien se le bloquean de repente las vías donde debe pasar el aire y no puede respirar. Puede estar causado debido a una mala deglución de los alimentos o por atascamiento de objetos. La diferencia entre un buen susto y la muerte puede estar en que alguien a nuestro alrededor, o nosotros mismos, conozcamos las técnicas básicas de primeros auxilios, como la maniobra de Heimlich, para actuar a tiempo.

Tipos de atragantamiento

El tipo de acción para revertirlo ha de ser distinta si se trata de un atragantamiento parcial o si es un atragantamiento total, por ello, lo primero es saber reconocer cada caso:

  • Atragantamiento parcial: nos daremos cuenta de que las vías no están totalmente obstruidas porque la persona se pondrá a toser y a hacer ruidos, y escucharemos su respiración forzada. Se llevará las manos a la garganta, signo inequívoco del atragantamiento.
  • Atragantamiento total: la persona no podrá emitir ningún ruido ya que el objeto extraño no permitirá la entrada ni salida del aire. Normalmente la víctima es incapaz de respirar, su piel empieza a palidecer en un principio y posteriormente se torna de color azulado, puede agitarse y perder la conciencia. Sin la atención adecuada puede llegar a morir

La mayor complicación de un atragantamiento que no se atienda debidamente es la muerte, pero además debemos tener cuidado con los atragantamiento parciales, pues pueden complicarse y pasar a totales, que son más peligrosos. En algunos países, como EEUU, las cifras de muertes por atragantamiento superan incluso a los suicidios.  

Escrito por:

Alicia Díaz

Enfermera, experta en Primeros Auxilios
Alicia Díaz

Entrevista con el experto

Dr. Félix Armadá-Maresca

Dr. Félix Armadá-Maresca, experto en uveítis

“Las causas más frecuentes de uveítis son las autoinmunes, asociadas a enfermedades reumatológicas como la espondilitis anquilosante, o la artritis reumatoide, aunque hay otras de origen infeccioso, traumáticas…”

Dr. Félix Armadá-Maresca

Jefe de oftalmología del Hospital La Paz

Salud en cifras

20%
de las mujeres de entre 20 y 50 años padece acné
Fuente: 'Instituto de Dermatología Integral'