PUBLICIDAD

Salud al día
Cáncer de vejiga
El cáncer de vejiga es la neoplasia maligna más frecuente del aparato urinario. Te explicamos cómo identificarlo y el tratamiento adecuado en función de la etapa en la que se encuentre el tumor.
Escrito por María Dolores Tuñón, Licenciada en Medicina por la Universidad de Alcalá de Henares
Revisado por Dr. José Antonio Nuevo González, Especialista en Medicina Interna. Servicio de Urgencias del Hospital Gregorio Marañón de Madrid

Causas del cáncer de vejiga

No se ha demostrado cuál es la causa exacta de la presencia de este tipo de cáncer, sin embargo, se han relacionado diversos factores de riesgo con su aparición:

  • El hábito de fumar se considera el factor de riesgo más importante y, de hecho, es el motivo por el que este tipo de cáncer es más frecuente en varones, y también por lo que ha aumentado su incidencia en las mujeres fumadoras. Se debe a que las sustancias carcinógenas que contiene el tabaco son filtradas por los riñones y se concentran en la orina, donde entran en contacto con la vejiga. El contacto continuado de los tejidos de la vejiga con orina contaminada por carcinógenos es lo que predispone al desarrollo del tumor. Dejar de fumar supone disminuir hasta un 50% el riesgo en los primeros cuatro años de cese del tabaco.
  • La exposición en el entorno laboral a ciertos tóxicos industriales (caucho, cuero, pintura, petróleo, tintes…), que pueden introducirse en el organismo por inhalación, ingestión o absorción cutánea.
  • El abuso de analgésicos.
  • Un consumo excesivo de , café y edulcorantes artificiales (aunque no existen evidencias científicas en la actualidad que demuestren que estos productos ocasionen este tipo de cáncer).
  • Sufrir cistitis crónica (como en el caso de personas portadoras de catéteres durante un tiempo prolongado).
  • Padecer esquistosomiasis, una infección originada por parásitos que es muy infrecuente en Europa, y que puede tener como consecuencia el desarrollo de cáncer de vejiga. Es algo más frecuente en países africanos y de Oriente Medio.
  • Antecedentes personales, cuando el paciente ya ha tenido un cáncer de vejiga.
  • Algunos medicamentos como la pioglitazona, fármaco para el control de la diabetes, se ha relacionado con la aparición de tumores vesicales en pacientes que se han tratado con este medicamento durante más de un año. Otros como la ciclofosfamida, usado en quimioterapia de algunos tumores, también se asocian a este tipo de cáncer. Asimismo, algunos productos de herbolario que contienen ácido aristolóquico suponen un incremento de riesgo para este tumor.
  • La exposición de la vejiga a radioterapia, por ejemplo para el tratamiento de tumores ginecológicos o de otra estirpe, aumenta el riesgo de padecer cáncer de vejiga.
  • Algunos trastornos genéticos que producen tumores malignos como el síndrome de Lynch o el síndrome de Cowden pueden aumentar la incidencia de cáncer de vejiga en estos pacientes.
  • En ocasiones se ha relacionado con infecciones urinarias de repetición que, al irritar los tejidos que forman la vejiga, podrían favorecer la aparición de la neoplasia.

Actualizado: 31 de Julio de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Especial informativo

 
Especial Cáncer
 

Especial

Cáncer

PUBLICIDAD

Salud en cifras

1%
de la población padece algún trastorno del espectro autista (TEA)
'Fuente: 'Fundaciones del ámbito social y de salud, Ampans y Althaia''

PUBLICIDAD