PUBLICIDAD

Salud al día
Candidiasis
La Candida es un hongo que habita en la flora común de boca, intestino y vagina, pero puede infectar piel y mucosas. Una higiene adecuada y un buen estado de salud evitan su proliferación y la aparición de candidiasis.
Escrito por David Saceda Corralo, Médico Interno Residente, especialista en Dermatología Medicoquirúrgica y Veneorología
Revisado por Dr. José Antonio Nuevo González, Especialista en Medicina Interna. Servicio de Urgencias del Hospital Gregorio Marañón de Madrid

Diagnóstico de la candidiasis

Para diagnosticar una candidiasis, lo más importante son los síntomas y lesiones que aparecen en cada uno de los cuadros clínicos descritos en apartados anteriores. Concretamente, la mayoría de las infecciones cutáneas y de las mucosas se diagnostican visualmente por el aspecto tan característico de las lesiones.

Además, se pueden tomar muestras raspando piel, uñas y mucosas y proceder a la identificación en fresco con microscopio del hongo causante. Estas muestras también se pueden cultivar en medios específicos para evitar el crecimiento del resto de bacterias que conviven en la piel o en las mucosas, con un resultado en pocos días.

Para las lesiones más profundas es útil en ocasiones realizar biopsias de los órganos afectos, y en los casos de endocarditis y diseminación sanguínea grave se pueden realizar cultivos de sangre. Estas infecciones conllevan una mayor complejidad para la recogida de muestras por la dificultad y la agresividad de algunos procedimientos para la obtención de la biopsia (ejemplo: fibrobroncoscopia para la infección pulmonar). Los cultivos de sangre suelen ser útiles en el caso de las endocarditis junto con la visualización de las verrugas en la válvula afectada mediante la ecocardiografía. 

Para el diagnóstico de la candidiasis invasora se utilizan algunos medios más complejos que minimizan las limitaciones que tienen los métodos anteriores. En la actualidad se dispone de la detección de antígenos en sangre, denominados mananos, del beta-glucano, o detección de anticuerpos antimanano y antimicelio. Estas técnicas permiten detectar algunas partes del hongo (antígenos) o la respuesta del huésped a su infección (anticuerpo).

También se dispone en algunos centros de la determinación de PCR (reacción en cadena de la polimerasa) que permite identificar y amplificar el ADN del germen.

Actualizado: 29 de Marzo de 2016

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

David Saceda Corralo

Médico Interno Residente, especialista en Dermatología Medicoquirúrgica y Veneorología
David Saceda

PUBLICIDAD

Salud en cifras

87.000
personas con enfermedad de Chagas puede haber en España
'Fuente: 'Informe Una batalla por la salud de todos: El liderazgo de España en la lucha contra el Chagas, del Instituto de Salud Global (ISGlobal)''

PUBLICIDAD