PUBLICIDAD

Salud al día
Carbunco o ántrax
El carbunco o ántrax es una enfermedad causada por una bacteria que suele afectar a los animales y, en el caso de las personas, a la piel. Si infecta los pulmones o el aparato digestivo es muy grave y puede ser mortal.
Escrito por Miguel Vacas, Residente de Medicina Interna del Hospital Universitario Príncipe de Asturias

Qué es el carbunco o ántrax y cómo se transmite

El carbunco es una enfermedad infecciosa, aguda y grave, producida por una bacteria llamada Bacillus anthracis. También es conocida como ántrax malignoántrax, sin embargo, todavía existen algunas discrepancias sobre si la utilización de este término es del todo correcta o no. El género Bacillus está constituido por bacilos grampositivos, aerobios estrictos o anaerobios facultativos (es decir, algunos de ellos requieren oxígeno para crecer y realizar su metabolismo mientras que otros pueden hacerlo con o sin él), y capaces de formar esporas resistentes a condiciones extremas de temperatura, humedad, rayos ultravioleta, radiaciones y muchos desinfectantes.

El Bacillus anthracis se localiza fundamentalmente en los animales herbívoros como ganado vacuno, caprino, porcino y ovino, y en los suelos, donde se encuentra en forma de espora. Y es que esta bacteria, cuando se expone al oxígeno del aire, forma esporas muy resistentes que pueden permanecer viables en los suelos contaminándolos durante años. El Bacillus anthracis se puede encontrar en todo el mundo, siendo más común en países en desarrollo o países sin programas públicos de salud veterinaria. Es más frecuente en algunas regiones del mundo que en otras, predominando en América del Sur y Central, Europa del Sur y Oriental, Asia, África, y Oriente Medio.

El carbunco tiene dos formas de presentación diferentes: la forma localizada o cutánea, en la que se afecta únicamente la piel, y la forma sistémica, en la que puede haber afectación respiratoria, digestiva, o del sistema nervioso. La forma cutánea es mucho más frecuente y suele tener buen pronóstico la mayoría de las veces, mientras que la forma sistémica, mucho más rara, es grave y puede producir la muerte en un porcentaje relativamente alto de los casos.

Cómo se transmite el carbunco o ántrax

El ser humano puede adquirir el carbunco a través del contacto directo de la piel con carne, pelos, lanas, cueros, o productos procedentes de animales infectados que han muerto por carbunco. Para que se pueda producir la infección es necesario que la piel de la persona esté lesionada, bien sea por una herida, un corte, o cualquier otro daño, de tal forma que el microorganismo pueda penetrar a través de esa zona y llegar al interior del cuerpo. Otras formas de contraer la enfermedad son la inhalación de esporas (el carbunco por inhalación se produce cuando las esporas del Bacillus anthracis penetran en los pulmones a través del tracto respiratorio), o la ingesta de carne contaminada.

Aunque cualquier persona puede contraer la enfermedad por contacto, ingestión, o inhalación de esporas, el carbunco ha sido tradicionalmente una enfermedad profesional, es decir, afecta sobre todo a determinados profesionales (ganaderos, veterinarios, curtidores, cardadores) que se encuentran en un contacto más estrecho con los animales infectados o sus productos contaminados (cuero, lana). Es importante tener claro que haber estado expuesto al Bacillus anthracis no es sinónimo de contagio, ya que puede haber exposición sin que se desarrolle la enfermedad.

Entre seres humanos la enfermedad no se transmite por inhalación; es decir, una persona con carbunco pulmonar no puede contagiar a otras a través del estornudo o las secreciones respiratorias. En personas que presentan lesiones cutáneas, aunque el riesgo de contagio es bajo, sí puede darse, por lo que en estos casos se recomienda aislamiento de contacto como medida preventiva.

En las últimas décadas las esporas de B. anthracis se han desarrollado como arma biológica, debido a su fácil cultivo, resistencia a condiciones adversas y antibióticos, y elevada letalidad por inhalación. En EEUU, en otoño del año 2001, se registraron varios casos de bioterrorismo relacionados con el envío de cartas con esporas de B. anthracis. El resultado fue un total de 22 personas infectadas, 5 de las cuales fallecieron.

Actualizado: 16 de Diciembre de 2015

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

Miguel Vacas

Residente de Medicina Interna del Hospital Universitario Príncipe de Asturias
Miguel Vacas

PUBLICIDAD

Entrevista con el experto

Miguel Pita
El experto en genética Miguel Pita explica cómo influye nuestro ADN en nuestro comportamiento y preferencias. Foto @CarlosGivaja.

Miguel Pita

Doctor en Genética y Biología Celular, y autor de 'El ADN dictador'
"Estamos más determinados genéticamente de lo que nuestro cerebro quiere reconocer, porque hemos perdido la capacidad de vernos como animales, pero si nos fijásemos en otros animales observaríamos que en su programa genético llevan escritos muchos instintos que condicionan su conducta"

PUBLICIDAD

Salud en cifras

x2
multiplica el riesgo de mortalidad prematura la gota no controlada
'Fuente: 'Dr. Fernando Pérez-Ruiz, jefe de grupo de investigación del Instituto Biocruces''