Gonorrea
Escrito por Sergio García Escrivá, Licenciado en Farmacia
Esta infección bacteriana, que se transmite principalmente mediante contacto sexual, a veces no presenta síntomas. Sin embargo, en la gonorrea es muy importante un diagnóstico precoz para evitar serias complicaciones.

Diagnóstico de la gonorrea

El diagnóstico de la gonorrea se puede sospechar por los síntomas, pero muchas enfermedades de transmisión sexual presentan síntomas parecidos. Por ello, el diagnóstico final deberá hacerse en un laboratorio.

Primero, se toma muestra del exudado uretral en varones; o exudado cervical en mujeres. La muestra se tiñe mediante una técnica de tinción llamada de Gram, que permite visualizar las bacterias del exudado. En hombres, esta técnica demuestra una gran facilidad para visualizar la bacteria de la gonorrea, no así en mujeres, en las que resulta más complicado.

Tanto en hombres como en mujeres en los que la técnica de la tinción de Gram sea negativa o dudosa, debería cultivarse dicha muestra en medios de cultivo específicos para Neisseria gonorrhoeae. Un medio de cultivo no es otra cosa que un “medio ambiente” con el que se pone en contacto la muestra y que permite cultivar las bacterias. Cuanto más específico sea, menos probable es que crezca otro tipo de bacteria que no sea la que estamos buscando, y existen medios de cultivo específicos para que sólo crezca la bacteria de la gonorrea, en caso de estar presente.

En caso de infecciones rectales o faríngeas, las técnicas de tinción son poco sensibles, de manera que es mejor recurrir a las técnicas de cultivo, o a las más complejas técnicas de detección genética de la bacteria en el exudado.

Cuando se lleva a cabo el cultivo del exudado, las primeras colonias de bacterias pueden aparecer a las 24 horas. A las 48 horas, la mayoría de ellas ya habrán aparecido.

 
Actualizado: 04/12/2014

PUBLICIDAD

Entrevista

Dr. Luis Antón Aparicio

Oncólogo y paciente de cáncer de riñón

“El mejor tratamiento del cáncer de riñón es el diagnóstico precoz, porque con un diagnóstico precoz y un tratamiento quirúrgico en estadios iniciales la curabilidad es prácticamente absoluta”

 

PUBLICIDAD

10 años aumentará la esperanza de vida de los pacientes con fibrosis quística

La fibrosis quística aún no tiene cura, pero los niños nacidos en la última década con la enfermedad podrán vivir hasta los 40 años de media, 10 más de lo que vivían hasta ahora estos pacientes.

Fuente: 'European Respiratory Journal'

 

PUBLICIDAD