PUBLICIDAD

Salud al día
Insuficiencia mitral
El cierre incompleto de la válvula mitral durante la contracción cardíaca hace retornar la sangre desde el ventrículo hasta la aurícula provocando falta de aire e insuficiencia cardíaca a la larga.
Escrito por Dr. José Antonio Nuevo González, Especialista en Medicina Interna. Servicio de Urgencias del Hospital Gregorio Marañón de Madrid

Síntomas de la insuficiencia mitral

Síntomas de la insuficiencia mitral

Los síntomas de la insuficiencia mitral son una falta brusca de aire y una posterior congestión pulmonar por líquido.

Para describir los síntomas de la insuficiencia mitral, o que acompañan a esta enfermedad, debemos distinguir la forma de producirse la insuficiencia. Así, la insuficiencia aguda, generalmente secundaria a un proceso isquémico como pueda ser un infarto, va a provocar un cuadro agudo por rotura de músculos papilares. Esta sintomatología se va a presentar en forma de disnea o falta de aire, brusca, progresiva, secundaria a una congestión pulmonar por líquido. En un grado menor hablaremos de insuficiencia cardíaca, pudiendo llegar al edema agudo de pulmón (encharcamiento de los pulmones).

Además de la disnea, el individuo será incapaz de permanecer en decúbito supino, con mayor dificultad respiratoria por la distribución del líquido ocupando mayor espacio pulmonar.

En el caso de producirse por otros mecanismos, como el prolapso de la válvula mitral o una endocarditis, los síntomas de la insuficiencia mitral pueden no aparecer durante años. Se trata de un proceso paulatino o crónico en el que el individuo afectado irá notando dicha disnea con ciertos esfuerzos, cada vez menores, hasta producirse en algún momento un cuadro de insuficiencia cardíaca (disnea, retención de líquidos en las piernas o edemas, disminución del volumen de orina durante el día, etcétera).

También pueden presentar astenia o cansancio, con menor tolerancia a una actividad física básica en su día a día. Los pacientes con prolapso valvular pueden presentar además palpitaciones y dolor torácico.

Si con el transcurso de los años, la insuficiencia mitral va dilatando poco a poco a la aurícula izquierda por la sobrecarga de sangre que le provoca, se puede originar una arritmia conocida como fibrilación auricular. Ambos procesos aumentarán el riesgo de embolias a otros órganos, principalmente el cerebro (ictus), aunque con menor riesgo que en otras afecciones de la válvula como la estenosis mitral.

Por otro lado, es característico que el médico al auscultar con el fonendoscopio encuentre un soplo durante la sístole en los pacientes con insuficiencia mitral.

Actualizado: 19 de Diciembre de 2016

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

40%
de los pacientes con alguna enfermedad reumática considera que su dolor no está controlado
'Fuente: 'Sociedad Española de Reumatología (SER)''

PUBLICIDAD