PUBLICIDAD

Salud al día
Melioidosis
La melioidosis es una enfermedad tropical infecciosa endémica del Sudeste Asiático y el norte de Australia causada por una bacteria, que puede afectar a varios órganos y cuyo tratamiento es complejo.
Escrito por Dra. Sari Arponen, Especialista en Medicina Interna y enfermedades infecciosas del Hospital Universitario de Torrejón

Diagnóstico de la melioidosis

Habría que sospechar melioidosis en personas que hayan viajado o que residan en zonas endémicas (norte de Australia, Sudeste Asiático, China, India), que hayan tenido contacto con agua dulce, y que presenten una enfermedad infecciosa con fiebre, malestar y síntomas de infección de algún órgano, sobre todo en el caso de los pacientes que tengan algún factor de riesgo de los comentados. Es importante consultar con un médico experto en enfermedades infecciosas tropicales para su diagnóstico.

En una analítica de sangre es frecuente que se detecte anemia, aumento de los glóbulos blancos tipo neutrófilo, alteraciones de las pruebas de coagulación de la sangre y de la función renal y hepática. Además suele haber elevación de los marcadores de inflamación aguda como la proteína C reactiva o la velocidad de sedimentación globular. Sin embargo, estas alteraciones no son específicas de la melioidosis.

En el 80% de los casos de melioidosis hay alteraciones en la radiografía de tórax. Lo más frecuentes es la aparición de un patrón de neumonía multinodular. En las formas más crónicas las alteraciones pueden confundirse con una tuberculosis. Si hay abscesos en algún órgano como el bazo, el hígado, el riñón o la próstata, se podrían visualizar en una ecografía o en una tomografía computarizada.

Para el diagnóstico específico de melioidosis es necesario conseguir muestras para su cultivo. Según el órgano afectado, se pueden cultivar sangre, esputos (secreciones pulmonares), orina, exudados de lesiones cutáneas, exudados de la garganta o del recto, o fluido que se obtenga de un absceso que se puncione. El cultivo se tiene que realizar en un medio de cultivo específico, por lo que se debe informar al microbiólogo de la sospecha diagnóstica. En el Gram (un tipo de tinción) de las muestras se podría observar la bacteria.

Otra posible prueba de laboratorio es la serología (la detección de anticuerpos producidos por el organismo contra la bacteria), pero no es útil para el diagnóstico, porque puede haber falsos negativos (enfermos que tienen serología negativa) y falsos positivos (resultado positivo en una persona que haya estado en contacto con la bacteria pero que no tiene actualmente la enfermedad). Técnicas de biología molecular como la PCR (reacción en cadena de la polimerasa) podrían ser útiles si se usan en muestras cultivadas, o MALDI-TOF MS (un tipo de espectrometría). 

Actualizado: 31 de Julio de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

Dra. Sari Arponen

Especialista en Medicina Interna y enfermedades infecciosas del Hospital Universitario de Torrejón
Dra. Sari Arponen

PUBLICIDAD

Salud en cifras

87.000
personas con enfermedad de Chagas puede haber en España
'Fuente: 'Informe Una batalla por la salud de todos: El liderazgo de España en la lucha contra el Chagas, del Instituto de Salud Global (ISGlobal)''

PUBLICIDAD