PUBLICIDAD

Noticias Tercera edad

El 90% de los mayores de 45 años necesita corrección visual

Nueve de cada diez mayores de 45 años necesita corrección visual, a pesar de lo cual, sólo el 66% de la población de entre 45 y 54 años utiliza algún sistema óptico de compensación.
El 90% de los mayores de 45 años necesita corrección visual

Además de la presbicia, a partir de los 55 años somos más propensos a sufrir problemas de visión asociados a la edad como las cataratas, el glaucoma o la degeneración macular.

28 de Febrero de 2011

Aproximadamente, nueve de cada diez españoles mayores de 45 años tiene algún problema de visión. Sin embargo, llama la atención que sólo el 66% de la población de entre 45 y 54 años utilice algún sistema óptico de compensación. A esta edad, la práctica totalidad de las personas sufren presbicia o vista cansada, con lo cual hay un 34% de personas de este grupo de edad que pueden tener complicaciones en la realización de tareas sencillas y habituales, como leer un libro, enhebrar una aguja, cocinar o incluso conducir, con los riesgos que esto puede conllevar para su salud y calidad de vida.

Juan Carlos Martínez Moral, Presidente del Consejo General de Colegios de Ópticos-Optometristas (CGCOO) y Decano del Colegio Nacional de Ópticos-Optometristas, advierte de que “el 7% de los españoles que sufren presbicia nunca se ha revisado la visión en establecimientos sanitarios de óptica, lo cual indica que estas personas mayores de 40 años pueden tener serios problemas visuales sin saberlo o aceptarlo.”

Revisiones preventivas

En el grupo de población mayor de 55 años, el uso de corrección visual asciende hasta el 92% del total de la población. Y es que, además de la presbicia, a partir de esta edad las personas son más propensas a sufrir una serie de problemas de visión asociados al paso de los años, como son las cataratas, el glaucoma o la degeneración macular (DMAE). Una revisión a tiempo ayuda a prevenirlos: un examen regular de la vista es todo lo que se necesita para detectar las cataratas, mientras que con una visita al óptico-optometrista sabremos cómo está la tensión ocular y si tenemos riesgo de sufrir glaucoma; igualmente, con el control periódico del fondo de ojo que realiza el óptico-optometrista se puede prevenir la aparición de algunas formas de degeneración macular.

Detectar a tiempo estas patologías es fundamental, pero, según Juan Carlos Martínez Moral, Presidente del Consejo General de Colegios de Ópticos-Optometristas y Decano del Colegio Nacional de Ópticos-Optometristas, “la población está poco sensibilizada con la necesidad de realizar revisiones periódicas de la visión”. Así, el 74% de la población espera a notar algún problema visual para decidirse a visitar al especialista. Y una vez detectado el problema, el 66% tarda hasta 3 meses en acudir al óptico-optometrista.

“Los motivos principales por los que retrasan la visita al especialista son por pereza, estética o por considerarlo un síntoma poco importante, sin sospechar que su salud visual está en juego”, afirma Martínez Moral.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

70%
de los mayores de 50 años reconoce no tener un peso saludable
'Fuente: 'Informe “Cigna 360 Wellbeing Survey”''