PUBLICIDAD

Salud al día
Nistagmo
El nistagmo, congénito o adquirido, consiste en movimientos oculares involuntarios y repetidos. Conoce las múltiples causas que lo provocan, y que determinan su gravedad y repercusión, y cuál es su tratamiento.
Escrito por Dra. Sari Arponen, Especialista en Medicina Interna y enfermedades infecciosas del Hospital Universitario de Torrejón

Causas del nistagmo

Causas del nistagmo

El nistagmo puede aparecer por lesiones cerebrales, traumatismos craneoencefálicos, enfermedades, o consumo de fármacos o alcohol.

Para entender las causas del nistagmo primero hay que saber que los ojos, en condiciones normales, tienen cuatro tipos de movimientos:

  • Movimientos vestíbulo-oculares y optocinéticos: mantienen una visión con una imagen estable cuando se gira la cabeza.
  • Movimientos sacádicos: son unos movimientos rápidos que llevan la visión de un objeto al centro de la retina.
  • Movimientos suaves de búsqueda.
  • Vergencias, que son movimientos coordinados de los ojos hacia una determinada dirección.

En el nistagmo lo que se altera es el control del movimiento lento de los ojos. Esto puede ser por inestabilidad del sistema de alta ganancia, con un retraso en la frenada del movimiento. También puede ser debido a una lesión del vestíbulo, que se sitúa en el oído interno. Por último, el problema puede situarse en el sistema integrador cerebral; en este caso, cuando se mueven los ojos, estos vuelven a la posición de reposo.

Estos problemas pueden estar presentes de nacimiento (nistagmo congénito) o ser adquiridos. Además, hay nistagmos fisiológicos, que son normales en algunas situaciones: cuando hay un estímulo visual que se mueve de forma continua, o si se mueve la cabeza de forma constante; también si se llevan los ojos a una posición extrema. Otras veces el nistagmo puede ser realizado de forma voluntaria.

El nistagmo congénito, o síndrome de nistagmo infantil, está presente desde el nacimiento o desde poco después. Cuando no se asocia a un problema sensorial ocular, es frecuente de todos modos la ambliopía (‘ojo vago’). Estas personas no se dan cuenta de que se les mueven los ojos, pero sí que suelen tener un problema de agudeza visual. El sistema ocular de todos los niños con nistagmo debe ser valorado de forma completa, para estudiar su asociación a otros problemas. Este trastorno ocurre en uno de cada 5.000 niños aproximadamente.

El nistagmo adquirido es el que se asocia a otras enfermedades o a medicamentos. Puede aparecer en la infancia por enfermedad del sistema visual o del cerebro. Hay otras diversas causas que pueden aparecer a cualquier edad por lesiones cerebrales (como esclerosis múltiple, enfermedad cerebrovascular, o tumores cerebrales), por traumatismos craneoencefálicos, por enfermedades del oído interno como la enfermedad de Menière, por algunos tipos de demencia, y por fármacos sedantes o fenitoína. El alcohol también puede producir la aparición de nistagmo. 

Actualizado: 7 de Agosto de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

Dra. Sari Arponen

Especialista en Medicina Interna y enfermedades infecciosas del Hospital Universitario de Torrejón
Dra. Sari Arponen

PUBLICIDAD

Salud en cifras

10%
de la población española sufre dermatitis atópica
'Fuente: 'XII Congreso Mundial de Dermatología Pediátrica y la Asociación Española de Pacientes y Familiares de Dermatitis Atópica’'

PUBLICIDAD