PUBLICIDAD

Entrevistas de Salud al día
Dr. Jorge Carlos Espinós especialista en endoscopia

Dr. Jorge Carlos Espinós

Experto en endoscopia digestiva
“La técnica Aspire Assist es una opción eficaz para pacientes mórbidos y supermórbidos, así como para aquellos que no pueden ser sometidos a una operación debido a las comorbilidades que presentan”

Dr. Jorge Carlos Espinós, especialista en endoscopia digestiva.

Los nuevos tratamientos para combatir el sobrepeso, indicados para pacientes con obesidad mórbida –cuyo Índice de Masa Corporal (IMC) es superior a 40–, como la cirugía bariátrica o el método POSE, han supuesto un avance muy importante para mejorar la salud y la calidad de vida de personas cuyo exceso de peso les impedía desempeñar con normalidad sus labores cotidianas, o participar en actividades deportivas y de ocio, y aumentaba además sus posibilidades para desarrollar numerosas patologías asociadas con la obesidad. El Dr. Jorge Carlos Espinós, especialista en endoscopia digestiva, nos explica las características de las últimas novedades en el tratamiento de la obesidad, como la técnica Aspire Assist, poco invasiva y con muy bajo riesgo, que puede ser la opción más indicada para algunos obesos mórbidos.

¿Cómo se realiza y para qué se emplea la técnica Aspire Assist?

"La técnica Aspire Assist permite al paciente eliminar alrededor del 30% de los alimentos del estómago tras cada comida, y antes de que las calorías sean absorbidas por el cuerpo, lo que facilita la pérdida de peso"

El Sistema de Terapia de Aspiración Aspire Assist es una nueva técnica para combatir la obesidad que se basa en la absorción y reducción de las calorías adquiridas por el cuerpo. No se trata de un tratamiento de cirugía, sino que la técnica consiste en la colocación mediante endoscopia de un tubo de silicona en el estómago.

Este tubo se conecta con el exterior a través de un puerto de acceso que se sitúa en el abdomen. Desde este puerto de acceso se controla el contenido del estómago, de modo que el paciente puede vaciar una parte de este contenido a través del dispositivo conectado al estómago. Es decir, el paciente después de cada comida puede eliminar alrededor del 30% de los alimentos del estómago antes de que las calorías sean absorbidas por el cuerpo, lo que facilita la pérdida de peso.

La intervención es sencilla, ya que el procedimiento de colocación se hace por endoscopia y no requiere anestesia general. La incisión que se realiza en el abdomen para conectar la sonda es mínima (1cm).

¿En qué pacientes resulta más efectiva?

Este nuevo tratamiento resulta ser una opción eficaz para pacientes con un Índice de Masa Corporal (IMC) superior a 37. Por lo tanto, se trata de un buen tratamiento para pacientes mórbidos y supermórbidos, así como para aquellos que no pueden ser sometidos a una operación debido a las comorbilidades que presentan. Hemos tratado a pacientes con altos IMC y los resultados de momento son positivos.

Además, es la técnica más recomendable para aquellos pacientes que eran reacios a someterse a cirugía. Aspire Assist es una opción con un bajo riesgo de complicaciones graves y que, por lo tanto, puede ser una solución a su obesidad mórbida u obesidad grave.

¿Tiene alguna contraindicación?

Principalmente, los problemas de coagulación y los trastornos de la alimentación serían contraindicaciones para el tratamiento. Siempre es necesario hacer una valoración médica previa con el fin de evitar posibles contraindicaciones. 

¿Pueden presentarse complicaciones tras la intervención?

La técnica Aspire tiene un bajo riesgo de complicaciones y muy pocos riesgos asociados, a diferencia de las técnicas de cirugía bariátrica. Se trata de un método poco invasivo pero, aun y así, como en todos los procesos médicos, existe algún pequeño riesgo. Las complicaciones más comunes son dolor abdominal y diarrea o estreñimiento.

Otros riesgos mucho menos probables podrían ser infecciones o anemia, pero son casos más remotos.

El Endobarrier es un nuevo tratamiento de la diabetes, ¿en qué consiste?, ¿qué características debe tener el paciente para que esta técnica le resulte conveniente?

"La finalidad del Endobarrier es que los alimentos lleguen al extremo del intestino sin digerir y con mayor rapidez, lo que provoca pérdida de peso y una mejora en la producción de insulina en el páncreas"

La técnica consiste en la colocación de una endoprótesis en los primeros 60 centímetros del intestino delgado. Su finalidad es que los alimentos lleguen al extremo del intestino sin digerir y con mayor rapidez. Esto provoca una pérdida de peso y una mejora en la producción de insulina en el páncreas, mejorando así el control de la diabetes tipo 2.

El método Endobarrier es especialmente recomendable para personas con un IMC de entre 31-37 y pacientes que padecen diabetes tipo 2 y sobrepeso. Para tratar la diabetes tipo 2, enfermedad asociada a la obesidad, se han de conseguir normalizar los niveles de glucemia a corto plazo y con el Endobarrier se logra este objetivo.

¿Se puede utilizar también en pacientes con sobrepeso pero que no presenten diabetes?

Técnicamente sería posible el uso de esta técnica en pacientes que solo sufran sobrepeso, pero nosotros no lo recomendamos, ya que existen otras técnicas que pueden resultar más beneficiosas si sólo hablamos de tratar el sobrepeso, como por ejemplo el método POSE.

Nunca es tarde para tratar la obesidad

¿En qué casos está indicada la sutura continua?

Cuando un paciente que se ha sometido a un tratamiento de cirugía puede llegar a tener problemas con el paso de los años. Por ejemplo, es habitual que con el paso del tiempo el conducto por el que los alimentos pasan del estómago reducido hacia el final del intestino se haya dilatado y, por lo tanto, el paciente ya no tenga esa sensación de saciedad inicial y la operación realizada años atrás, cuyo objetivo principal era ese, ya no resulte tan efectiva.

Si la operación a la que se sometió deriva en algún error es necesario utilizar técnicas de sutura continua para reparar. Es decir, no se somete al paciente a una nueva intervención, sino que a través de técnicas endoscópicas conseguimos hacer puntos de sutura otra vez en la pared del estómago, con lo que reparamos el error que se había producido y que prácticamente en todos los casos consiste en volver a reducir la capacidad del estómago, facilitando que el paciente consiga de nuevo la sensación de saciedad al cerrar el conducto dilatado y, por tanto, reparando el fallo existente.

¿Qué criterios determinan que se elija una u otra técnica para el tratamiento de la obesidad?

Es recomendable que cada paciente nos visite a nosotros para poder conocer su caso y ver qué técnica es la más recomendable según su condición. Nosotros valoramos su historial médico, así como la edad, el IMC, el tiempo de hospitalización..., y una vez que el paciente se ha reunido con especialistas y nutricionistas decidimos y le recomendamos el mejor tratamiento para él.

¿Alguno de estos tratamientos se emplea en el caso de niños o adolescentes, o están únicamente indicados para adultos?

Cuando se trata de adolescentes se puede llegar a considerar y, en todo caso, se estudia al paciente y se intentan reconducir sus hábitos alimenticios. Pero, en general, los tratamientos están indicados para adultos.

Y en el caso de los adultos, ¿hay una edad límite para someterse a estas técnicas?

"A menos que existan contraindicaciones importantes, una persona puede someterse a un tratamiento de la obesidad de estas características hasta los 70 años aproximadamente"

En absoluto, siempre decimos que nunca es tarde para tratar la obesidad. Es malo pensar que "ya no vale la pena", puesto que si realizas alguno de los tratamientos para combatir la obesidad seguro que ganas en salud y en calidad de vida; no obstante, es cierto que a determinadas edades avanzadas sí que se deben tener en cuenta los riesgos, pero a menos que existan contraindicaciones importantes, hasta los 70 años aproximadamente una persona puede someterse a un tratamiento de estas características.

¿Los pacientes que se someten a este tipo de técnicas consiguen mantener un buen peso tras la pérdida inicial, o necesitan recurrir a otros tratamientos adicionales con el tiempo?

Para que cualquier tratamiento para combatir la obesidad sea completo es necesario un seguimiento por parte de nuestro equipo de nutricionistas. Con ello, el paciente debe interiorizar unos cambios en sus hábitos alimenticios. Las técnicas ayudan a conseguir esta sensación de saciedad y facilitan la tarea de concienciación hacía unos buenos hábitos. Si esto se consigue, lo normal es que el paciente mantenga su peso tras la pérdida inicial, y es muy poco habitual que deban recurrir a tratamientos adicionales con el paso del tiempo.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Salud en cifras

10
casos de cáncer de laringe se diagnostican cada día en España
'Fuente: 'Red Española de Registros de Cáncer: REDECAN''

PUBLICIDAD