PUBLICIDAD

Noticias Salud al día

La epidemia de sida retrocede gracias a un mayor acceso al tratamiento

Stop Sida

24 de Noviembre de 2011

En la última década la mortalidad asociada al sida ha disminuido un 21%, y también son menos las personas infectadas por el VIH. Según revela un informe de ONUSIDA, si se dedicaran suficientes recursos -que el organismo estima entre 16.000 y 19.000 millones de euros- para conseguir que los habitantes de los países más desfavorecidos económicamente tuvieran acceso a los nuevos tratamientos, se podrían evitar más de doce millones de contagios y más de siete millones de fallecidos a causa del sida hasta 2020.

Gracias a la administración de antirretrovirales a pacientes infectados en los últimos años se ha logrado que la epidemia de sida a nivel mundial se encuentre en su nivel más bajo desde su máximo histórico. A este respecto, ONUSIDA ha destacado que los tratamientos preventivos en embarazadas han impedido que la infección se transmitiera a sus hijos, y calculan que alrededor de 400.000 bebés se han librado del VIH desde 1995 gracias a que sus madres han podido acceder a estos tratamientos.

2011 está siendo clave en la lucha contra el sida porque, a pesar de la crisis, se ha producido un importante aumento en el acceso de los más desfavorecidos a los medicamentos antirretrovirales

Michel Sidibé, director ejecutivo de ONUSIDA, explica que el año 2011 está siendo clave en la lucha contra la epidemia porque, a pesar de la crisis económica, se ha producido un importante aumento en el acceso de los más desfavorecidos a los medicamentos antirretrovirales, lo que ha tenido un impacto decisivo para frenar la transmisión del VIH, que ha disminuido o permanecido estable en casi todo el mundo. Y es que, en 2010, casi la mitad (47%) de los pacientes que residían en países con bajos y medios ingresos pudieron acceder al tratamiento.

Menos jóvenes infectadospor VIH

Si se compara con los niveles más altos que alcanzó la infección por VIH, la incidencia de nuevos casos han disminuido un 26% en el África Subsahariana y, en Sudáfrica, que es el país que cuenta con un mayor porcentaje de nuevas infecciones, se ha producido un descenso de un tercio, lo mismo que ha ocurrido en el Caribe.

Las razones del declive de la epidemia se deben, principalmente, a variaciones en el comportamiento sexual, que han conducido a una menor promiscuidad y a que aumente el empleo del preservativo. Además, los jóvenes se inician algo más tarde en las relaciones sexuales. Se ha comprobado que la circuncisión, que consiste en retirar la piel que cubre la punta del pene, ha contribuido también a reducir el número de varones infectados en una provincia de Kenia, por lo que en ONUSIDA estiman que si se practicara esta intervención a 20 millones de hombres en África se podrían evitar casi tres millones y medio de nuevos contagios hasta 2015.

Estrategias para frenar el VIH

A pesar de los logros, en ciertas zonas del planeta, como Europa del Este, Norte de África, Asia Central, Oriente Medio y Oceanía, sigue aumentando el número de personas que se infectan cada año. Por ello, desde ONUSIDA inciden en la importancia de mejorar el acceso universal a los tratamientos que han demostrado su efectividad, y pretenden continuar con las campañas de información a la población para que tome medidas profilácticas, como el uso del preservativo en las relaciones sexuales y la circuncisión voluntaria, centrando sus esfuerzos en las personas que forman parte de los grupos de riesgo como hombres que practican el sexo con otros hombres, personas que se dedican a la prostitución, o aquellos que se inyectan drogas, y en evitar la transmisión de la infección a los niños. 

Desde ONUSIDA advierten que a consecuencia de las dificultades económicas que estamos atravesando a nivel global, es imprescindible realizar un esfuerzo que permita canalizar adecuadamente los recursos disponibles si queremos conseguir que toda la población mundial tenga acceso a los tratamientos.   

Etiquetas:

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD