PUBLICIDAD

Tercera edad
Gimnasia a partir de los 60 años
Realizar gimnasia es saludable a cualquier edad, pero en las personas mayores es fundamental para evitar la pérdida de masa muscular y ósea. Conoce las actividades aeróbicas adecuadas a partir de los 60 años.
Escrito por Marina García, Periodista, experta en salud y tercera edad

10 claves para hacer ejercicio a partir de los 60 años de forma segura

Dos mujeres mayores realizan diversos ejercicios en el gimnasio

Utiliza ropa y calzado cómodos y asegúrate de que las instalaciones y el material deportivo son adecuados para ti.

A las recomendaciones principales y generales que se han dado para que las personas mayores de 60 años realicen ejercicio, le añadimos estas 10 claves, que también son fundamentales para no correr ningún riesgo a la hora de practicar gimnasia:

  1. Antes de comenzar la rutina de ejercicios explicada en el apartado anterior, se debe realizar un calentamiento previo a baja intensidad, que implique la movilidad de las principales articulaciones (tobillos, rodillas, caderas, hombros, cuello y muñecas).
  2. Hay que terminar la rutina de cada día de forma progresiva, para evitar una bajada brusca de pulsaciones, y estirando todos los grupos musculares, aunque ese día haya alguno con el que no se ha trabajado.
  3. Es fundamental mantenerse hidratado, y para ello se debe beber agua antes, durante, y una vez se finaliza el ejercicio. También hay que alimentarse bien, lo que no significa comer más cantidad de lo que se comía cuando se era sedentario, sino seguir una dieta saludable que aporte energía y e permita disfrutar sin problema de tu nueva afición.
  4. Evita beber agua muy fría porque durante el ejercicio la temperatura corporal aumenta y puede provocar una bajada de la temperatura repentina.
  5. Usa ropa cómoda, que te permita moverte adecuadamente, y con la que no pases ni frío ni calor. Invierte algo de dinero (no es necesario mucho) en unas zapatillas adecuadas para los ejercicios que vayas a hacer; no es cuestión de moda, es cuestión de seguridad.
  6. Si vas a ejercitarte en un recinto cerrado comprueba que la temperatura y las instalaciones son adecuadas para ti, ya que su distribución, cómo están colocadas las máquinas, o una falta de ventilación, pueden impedir que te ejercites adecuadamente.
  7. Si te decides por participar en alguna clase colectiva, como son las de gimnasia de mantenimiento, pilates o yoga, no intentes realizar ejercicios que sabes que no puedes o debes hacer, regula la intensidad de la clase y, si no sabes cómo, habla con el monitor para que te ayude.
  8. Evita ejercicios que supongan un riesgo porque puedan provocar una caída o un golpe, así como la utilización de máquinas complejas que no sepas usar.
  9. Pregunta. Cuando tengas dudas sobre un ejercicio, experimentes una mala sensación, o no te encuentres cómodo por alguna razón realizando ejercicio, pregunta al monitor del gimnasio, a tu profesor o entrenador personal, o apúntate la pregunta y ve a consultar a tu médico.
  10. Aprovecha todo tipo de refuerzos positivos que te motiven a realizar ejercicio, como ir con un amigo o familiar al gimnasio, escuchar tu música preferida durante la práctica de la actividad física, apuntarte a clases colectivas, o formar grupos deportivos.

Actualizado: 30 de Agosto de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

Marina García

Periodista, experta en salud y tercera edad
Marina García

PUBLICIDAD

Salud en cifras

39%
es la efectividad de la vacuna de la gripe para prevenir ingresos hospitalarios en personas de entre 65 y 79 años
'Fuente: 'Centro de Investigación Biomédica en Red de Epidemiología y Salud Pública (CIBERESP)''

PUBLICIDAD