PUBLICIDAD

Tercera edad
Petanca, beneficios para los mayores
El juego de la petanca se suele asociar con personas de la tercera edad y, aunque cualquiera puede jugar, es una actividad que proporciona numerosos beneficios para la salud física y psicológica de los adultos mayores.
Escrito por Marina García, Periodista, experta en salud y tercera edad

Diez consejos para jugar a la petanca de forma saludable

Aunque la petanca es una actividad física de bajo impacto, todos los jugadores, especialmente las personas mayores, deben seguir una serie de consejos para aprovechar todos sus beneficios al máximo, sin tener ningún problema ni incidente:

  1. Realiza un calentamiento previo: se deben movilizar tobillos, rodillas, cadera, brazos, muñecas, hombros y cuello. Se puede realizar el calentamiento ejecutando movimientos circulares con estas articulaciones, y estirando y encogiendo las piernas y los brazos.
  2. Protégete del sol: aunque es saludable estar unos minutos al aire libre para recibir la vitamina D del sol, no es aconsejable permanecer mucho tiempo bajo la radiación solar. Por tanto, antes de comenzar a jugar la partida de petanca hay que aplicarse crema con protección solar en las zonas más expuestas, sin olvidarse de la cabeza; y utilizar una gorra y ropa de tejido transpirable. Además, quedad a una hora en la que no haga mucho calor, como puede ser al caer la tarde, o a primera hora del día.
  3. Usa calzado cómodo y que proteja el pie: especialmente en verano y en zonas de playa, se ve a personas jugando descalzas o en chanclas a la petanca. Esto, además de poder provocar una torcedura si se realiza un mal movimiento, deja al pie totalmente expuesto a ser golpeado si se cae una bola encima. Por tanto, independientemente de la superficie en la que se juegue, se recomienda usar un calzado cerrado y que sujete el pie.
  4. No hagas movimientos bruscos: ten especial cuidado al agacharte para recoger la bola; no lo hagas doblando la espalda, sino doblando las piernas para que no sufra la zona lumbar. Si te cuesta agacharte, puedes atar un imán con una cuerda y utilizarlo para subir la bola. También debes prestar atención al movimiento que realizas al lanzar la bola, e intentar que sea suave, sin forzar el hombro ni la muñeca, y ayudándote con las piernas para dar más impulso y fuerza al lanzamiento.
  5. Descansa si lo necesitas: podéis pactar momentos de descanso durante la partida para no permanecer tanto tiempo de pie. Si es posible, puedes sentarte un par de minutos en algún banco, o llevar un taburete plegable.
  6. Transporta las bolas adecuadamente: aunque las bolas no pesan demasiado, si no las transportas de forma adecuada te puedes hacer daño. Si lo necesitas, lleva la bolsa de las bolas en un carrito, o en una mochila bien sujeta a la espalda con dos asas (te resultará más cómodo que llevarla colgada de un hombro o en una sola mano).
  7. Colocación en la pista: si no es tu turno de tirar, colócate a uno de los lados de la pista y lejos del boliche (lo más adecuado es colocarse detrás del jugador al que le toca el turno), para evitar un impacto de la bola, o un rebote de esta.
  8. Bebe agua: aunque creas que no realizas un gran desgaste físico, piensa que jugando a la petanca estás en constante movimiento, por lo que lleva siempre contigo una botella de agua para mantenerte hidratado.
  9. Iluminación adecuada: no juguéis en zonas con mala visualización para evitar accidentes y no tener que forzar la vista.
  10. Comprueba la pista: antes de comenzar a jugar, comprobad que el terreno no tiene montículos ni obstáculos que puedan provocar una caída.

Actualizado: 29 de Mayo de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Escrito por:

Marina García

Periodista, experta en salud y tercera edad
Marina García

PUBLICIDAD

Salud en cifras

60%
más síntomas de fragilidad tienen los mayores de 65 años que son fumadores
'Fuente: 'University College de Londres (Reino Unido)’'

PUBLICIDAD