PUBLICIDAD

Bebés y niños
Dermatitis del pañal
Uno de cada tres lactantes padece algún tipo de afección de la piel en la zona que está en contacto con el pañal. Descubre cómo evitar que la dermatitis del pañal afecte a tu bebé, y cómo tratarla si ya la sufre.
Escrito por Sergio García Escrivá, Licenciado en Farmacia

Prevención de la dermatitis del pañal

Tanto si el culito de tu bebé ha sido ya víctima de este molesto problema, como si quieres evitárselo, aquí tienes algunas medidas muy útiles para tratar de prevenir la aparición de dermatitis del pañal:

  • Cambio del pañal: sin duda la más importante. No se debe dejar nunca al bebé con un pañal sucio. Es preciso cambiarlo a menudo, lavando la zona con agua tibia y un jabón neutro o ácido; intentando prescindir de los perfumes. Una leche limpiadora específica para el bebé podría ser la alternativa perfecta. Tu farmacéutico puede aconsejarte una leche limpiadora adecuada. El uso de polvos de talco para mantener la zona seca es muy útil, siempre que la piel no esté ya ulcerada. En este caso, se puede producir una granulomatosis por cuerpo extraño, debida al atrapamiento del talco por la piel y la consecuente reacción alérgica. Al tacto se notan pequeños gránulos bajo la piel más superficial. Si el niño es propenso a sufrir dermatitis del pañal, es de gran ayuda dejarlo unas horas al día con el culito al aire, libre del pañal; siempre que sea posible.
  • Cremas o pomadas barrera: se aplican tras la limpieza y antes de colocar el pañal limpio. Básicamente se trata de pastas al agua o con algún componente astringente, como el óxido de zinc, que previene la aparición de las irritaciones y el desarrollo de la dermatitis del pañal. Su principal función es crear una barrera entre la piel y el pañal, de ahí su nombre.
  • Hidratación: junto con las preparaciones barreras y las pastas al agua. Mientras que las primeras evitan el rozamiento excesivo, las preparaciones hidratantes mantienen el nivel de hidratación adecuado de la piel.
  • Uso de pañales no oclusivos y que dejen transpirar la piel: se evitará así la aparición de aquellos factores que pueden acabar desembocando en dermatitis del pañal, como la humedad, la oclusión y la fricción.

Actualizado: 31 de Julio de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

x10
se ha multiplicado en 40 años el número de niños y adolescentes obesos en el mundo
'Fuente: 'Imperial College London y la Organización Mundial de la Salud (OMS)''

PUBLICIDAD