PUBLICIDAD

Bebés y niños
Fiebre reumática en la infancia
La fiebre reumática puede afectar a niños que hayan sufrido una infección por estreptococo del grupo A en la garganta, y causarles problemas en la piel, el sistema nervioso, las articulaciones, o el corazón.
Escrito por Dra. María Teresa Romero Rubio, Pediatra

Qué es la fiebre reumática y por qué se produce

La fiebre reumática (FR) es una enfermedad inflamatoria que puede afectar a varios órganos y sistemas del organismo (multisistémica): piel, corazón, sistema nervioso, articulaciones, sistema neurológico, inmunológico…, produciendo múltiples y variados síntomas. Aunque afortunadamente es poco frecuente en los niños, puede ocurrir entre los cinco años y la adolescencia.

A pesar de que su causa no está completamente aclarada, se piensa que su origen está en relación con la infección en la garganta, unas semanas antes del inicio del cuadro, por un germen llamado estreptococo del grupo A, que produce infección de las amígdalas (amigdalitis).

Aunque la amigdalitis estreptocócica es un proceso banal y que responde bien a la administración de antibióticos como la penicilina o la amoxicilina, en algunos individuos da lugar a una reacción inmunológica y, durante la infección aguda, se liberan a la sangre algunos componentes del germen que son muy parecidos a los tejidos humanos, iniciándose así un proceso autoinmune en el que se generan autoanticuerpos. Como su nombre indica, estos autoanticuerpos afectan a los propios tejidos de nuestro cuerpo, y se dirigen hacia células del corazón, piel, tejido celular subcutáneo, articulaciones, sistema nervioso…

Aunque se trata de una enfermedad infrecuente en los países desarrollados, la fiebre reumática sigue siendo común en muchos países con bajos recursos económicos y una atención sanitaria insuficiente a la que no tiene acceso toda la población. La gravedad de esta patología depende de la posible afectación cardíaca y sus secuelas, por lo que es importante tratar de forma adecuada las infecciones respiratorias provocadas por el estreptococo del grupo A, especialmente en los más pequeños.

Pronóstico de la fiebre reumática

El principal factor que marca el pronóstico de la fiebre reumática en los niños es la afectación cardíaca; cuanto más grave es el daño cardíaco, más probabilidades hay de que éste se mantenga de por vida.

La principal medida de prevención de esta enfermedad es tratar adecuadamente las amigdalitis producidas por estreptococo, completando el ciclo de antibióticos todos los días que indique el pediatra.

Actualizado: 28 de Agosto de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

x10
se ha multiplicado en 40 años el número de niños y adolescentes obesos en el mundo
'Fuente: 'Imperial College London y la Organización Mundial de la Salud (OMS)''