Tecnodeportistas
Cada día son más los aparatos tecnológicos y aplicaciones móviles que llegan al mercado para ayudarnos a mejorar el rendimiento deportivo y motivarnos en nuestro entreno diario. Descubre los mejores gadgets.

Gadgets y aparatos tecnológicos para practicar deporte

Actualizado: 14 de abril de 2020

Actualmente nos encontramos con una gran gama de gadgets y productos que nos sirven para optimizar nuestro rendimiento en la práctica de diversos deportes. Y es que ya es algo totalmente habitual ver en las calles, en los gimnasios o en las pistas recreativas a deportistas, incluso amateurs, portando diferentes aparatos tecnológicos en su cuerpo. Todos estos avances han provocado un auge en la práctica del deporte al aire libre, ya que es posible monitorizar nuestro trabajo lejos de centros de alto rendimiento.

Hoy en día podemos utilizar desde un control instantáneo de nuestro rendimiento a través de pulseras de actividad o incluso en el propio móvil, a la planificación de rutas y cambios de ellas al instante gracias a la tecnología GPS con la que cuentan la mayoría de estos dispositivos. El mercado actual es muy amplio y existen artilugios para diferentes actividades deportivas. Aquí tienes los gadgets indispensables para ser un tecnodeportista en toda regla, encuentra el tuyo en función del deporte que practiques:

  • Hombre usando un podómetro

    Andar

    Salir a caminar es probablemente la actividad más sencilla y practicada para los que quieren mantener unos mínimos de actividad semanal. Debido a ello, las compañías de tecnología del deporte se han centrado en ella especialmente. Un simple podómetro es el elemento tecnológico más adecuado para quienes deciden llevar un control de sus paseos, puesto que es capaz de cuantificar el número de pasos o zancadas que realizamos y la distancia que recorremos, aunque hay algunas versiones más caras que también marcan la velocidad y las calorías aproximadas que hemos quemado.

    Es cierto que puede parecer algo básico y que no nos aporta gran cantidad de información, pero quienes buscan sólo una actividad moderada verán en él algo que bajo la premisa calidad/precio (los más básicos cuestan menos de cinco euros) es muy útil y motivador para ir aumentando, día a día, el número de pasos que hemos completado en una sesión o en una jornada.

    No obstante, si llevas tus pies un poco más lejos y eres un habitual del senderismo, es mejor optar por cualquier dispositivo con GPS (ya sea un smartphone, reloj con GPS, etcétera) para poder saber dónde estamos, en el caso de perder la ruta marcada.

  • Reloj para running

    Running

    Uno de los deportes más de moda es, sin duda, el del running y, por lo tanto, también los aparatos tecnológicos para correr son los que más se están lanzando en la actualidad para estos devoradores de asfalto. Los runners pueden elegir entre relojes y pulseras (como MiBand de Xiaomi; o Runtastic, de Adidas) que monitorean la posición constantemente. Otra opción para quienes no quieran depender de la tecnología GPS (zonas sin cobertura, mayor gasto de batería…) es contar con un sensor (que se vende aparte) y que se coloca en la zapatilla, que se encargará de mandar, de manera inalámbrica, la información al reloj o la pulsera y, posteriormente, descargar todos los datos en el ordenador para controlar tus progresos.

    Ya sea con los aparatos conectados con GPS o vía sensor, los corredores pueden utilizarlos de podómetro, cronómetro, controlador de calorías o historial de carreras. La mayoría de ellos vienen con un sensor que puede medir la frecuencia cardiaca. El precio de estos dispositivos ronda entre los 30 y los 900 euros, en el caso de los más exclusivos.

    Para los que tampoco descuidan la moda, buscan algo para el incómodo sudor y además no pueden correr sin su música, lo último del mercado son los RunPhones, una vincha o cinta elástica para la cabeza, lavable, con auriculares integrados y un entrenador personal que te motiva para que no pares de dar zancadas. La cinta se puede separar de los auriculares para lavarla y su precio ronda los 60 euros con cables y 100 euros la versión inalámbrica.

  • Reloj para ciclismo

    Ciclismo

    Las personas que les gustan andar en bici, ya sea de ruta o mountain bike, también cuentan con aparatos específicos para controlar su rendimiento. Por un lado, están los gadgets que miden únicamente la velocidad que llevamos en el momento y la media, la distancia recorrida, el tiempo de ejercicio realizado y, en algunos casos, las calorías consumidas (aproximadas); mientras que los aparatos más sofisticados –y también más caros, lógicamente– cuentan además con GPS, que nos permite planificar las rutas y verlas en la pantalla como en los coches. Los precios de estos artilugios sin GPS van desde los 20 euros, y desde los 150 euros los que incorporan señalización satélite.

    Para aquellas personas que quieran disfrutar de la bici pero el físico o la edad no se lo permiten demasiado, existen kits eléctricos que se acoplan a la mayoría de bicicletas existentes en el mercado y cuya función es suavizar el pedaleo, lo que posibilita llevar un esfuerzo mantenido para que nuestro corazón sufra lo justo, especialmente en las cuestas. Su precio suele rondar los 350 euros.

    Para los que frecuenten la carretera, siempre pueden evitar peligros y hacerse ver gracias a diversos aparatos como Blaze Laserlight, que proyecta una luz brillante seis metros por delante de tu manillar; la mochila Go Led, que cuenta con luces que indican la dirección que va a tomar el ciclista; o el radar trasero para bicicletas Varia de Garmin, que cuenta con una pantalla que avisa de la distancia de los coches traseros, así no tendrás que darte la vuelta para verlo.

  • Reloj sumergible

    Natación

    La tecnología no está reñida con el agua. Y es que los nadadores pueden disfrutar también de pulseras de actividad y relojes específicos que miden la distancia recorrida, el ritmo empleado, el tipo y número de brazadas. Toda esta información se puede descargar en el ordenador a posteriori para analizarla y programar los entrenamientos. Su precio ronda entre los 40 y los 150 euros.

    Si lo que buscas no es monitorizar tu rendimiento y simplemente quieres hacer más entretenida tu sesión de natación, ya existen multitud de mp3 acuáticos que te permitirán escuchar tu música favorita mientras surcas la piscina. Los precios de estos aparatos han bajado rápidamente en los últimos años y ya se pueden encontrar los de 4 GB de capacidad por unos 30 euros. Claro que también los hay más sofisticados, como aquellos reproductores que aprovechan la tecnología de transmisión ósea del sonido. Vamos, que puedes olvidarte de los auriculares, ya que el sonido circula a través del hueso y la mejilla hasta el oído interno.

    Si lo tuyo es nadar en el mar puedes mejorar tu nado con las gafas orientativas OnCourse, que te ayudarán a seguir una línea recta hacia tu objetivo sin desviarte, por lo que tu entrenamiento será mucho más efectivo. Su precio está fijado en unos 200 euros.

  • Reloj con GPS

    Golf

    Los aficionados al golf también pueden encontrar en tiendas especializadas o por Internet relojes GPS especiales para la práctica de este deporte. Estos relojes tienen memorizados miles de campos de todo el mundo con todas sus características y la situación y distancia de los hoyos; así, antes de cada lanzamiento, se puede ver la distancia exacta que hay hasta el hoyo y, por lo tanto, se puede atinar mejor el golpe necesario. Además, estos relojes permiten registrar todos los datos que se hayan ido consiguiendo y transferirlos a otros dispositivos electrónicos como ordenadores o tablets. Además, algunos smartphones pueden sincronizarse con estos valiosos cacharros y, así, ver en los relojes la notificación de llamadas, mensajes o correos electrónicos recibidos. Su batería aguanta unas diez horas aproximadas con el GPS conectado y su precio comienza desde los 160 euros.

    Claro que este deporte tan clásico también se moderniza, y de los típicos carritos que te llevan de hoyo a hoyo se ha pasado al GolfBoard, una especie de monopatín motorizado que te lleva en busca de tu bola a 20km por hora o el Stewart Golf X9 Follow, nada más y nada menos que un carrito de golf que te persigue allí donde vayas, eso sí, no es apto para todos los bolsillos, pues cuesta unos 2.500 euros.

    Si lo que buscas es mejorar tu swing, puedes probar con Swingbyte2, un gadget que se coloca debajo del grip y registra toda la información de tu golpe (ángulo, velocidad, etc) para luego trasmitirlo a tu smartphone generando un gráfico en 3D para que puedas estudiar donde has fallado. Similar, pero algo más avanzado es Golfsense, que se coloca en el guante y es capaz de comparar varios golpes y crear una curva de progreso en tu aprendizaje.

Otros deportes

Para cualquier deporte podemos utilizar un pulsómetro o pulsera de actividad que controlará constantemente cómo va respondiendo el corazón al esfuerzo gracias a la medición de las pulsaciones por minuto. Esto no sólo nos permitirá mejorar nuestra capacidad aeróbica, sino que también nos alertará de posibles problemas cardiacos durante el ejercicio, si, por ejemplo, nuestra frecuencia cardiaca se dispara.

Cómo no, cada vez son más las marcas de ropa (Under Armour, Gow…) que sacan al mercado indumentaria realizada con tejidos inteligentes, capaces de medir toda la métrica y datos relativos a tu actividad física durante el entrenamiento. Por supuesto, suelen ser transpirables y, sí, has adivinado, caros. 

Y respecto a los smartphones, no todo son apps, también hay teléfonos específicos para deportes de montaña, fabricados con materiales capaces de soportar agua, polvo, golpes y condiciones extremas, que además van equipados con brújulas, altímetros y todo tipo de aplicaciones para la escalada (curvas de desnivel, velocidad de ascenso…).

Para los tenistas o jugadores de béisbol tenemos el Zepp, un original dispositivo que se anexa a la raqueta o bate y gracias a sus sensores y giroscopio es capaz de almacenar datos de toda la batería de golpes que realizas en un partido, para luego analizarlos al detalle con tu tablet u ordenador.

Creado: 6 de marzo de 2014

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD