Galgo español
El galgo español es un perro cariñoso y noble pese a su carácter tímido. La adopción es la mejor opción si estás planteándote convivir con él. Esto es todo lo que necesitas saber para conocerle y ofrecerle los cuidados que necesita.

Consejos para la adopción de un galgo español

Actualizado: 16 de abril de 2020

El galgo español no es un animal adecuado para aquellas personas para las que no entre en sus planes, o no puedan, realizar varias salidas largas al día, puesto que es una raza que necesita pasear a buen ritmo al menos un par de veces cada día. Debido al alto número de animales abandonados, más allá de la compra se debe incentivar la adopción.

¿Qué tiene que saber una persona antes de adoptar un animal como el galgo español? Responden desde SOS Galgos que, obviamente, siempre van a recomendar la adopción de galgos rescatados antes que la compra. “Es la manera de darles a estos bellos animales una segunda oportunidad de vida, quizás, mejor dicho, la verdadera oportunidad de una vida digna y acorde con sus cualidades”, señalan. Aseguran que una vez adoptado, y habiéndose generado el vínculo emocional que siempre se crea, el adoptante no dejará de agradecer el día en que tomó la decisión de la adopción.

Explican también que el adoptante debe estar abierto a querer, comprender, entender y compartir para, a cambio, recibir el amor y la lealtad más incondicionales. Sí hacen falta unos requisitos mínimos para garantizar que la adopción sea un éxito: “Un galgo necesita unas condiciones de vivienda (no necesita un palacio), un horario laboral que evite dejar al perro solo durante demasiadas horas, un ambiente de serenidad y tal vez la compañía de otro animal, precisamente para hacer más llevaderas las horas de ausencia del propietario, aunque hay muchos galgos que pueden acostumbrarse a vivir solos, sin más compañía que la del adoptante que lo llene de cariño”.

Entrenamiento de un galgo

Como cualquier mascota, el galgo necesita estar vacunado, desparasitado, debe visitar con cierta regularidad el veterinario y, obviamente, ser alimentado de forma saludable. “No más que cualquier otro animal”, apuntan desde SOS Galgos. No resulta fácil cuantificar el gasto mensual que supone cuidar un galgo español, pero no es mayor que el gasto que puede suponer cualquier otro perro: alrededor de 40 euros mensuales en comida y los gastos de las vacunaciones, desparasitaciones y otras consultas veterinarias.

“Invitamos a las familias que deseen probar su propia capacidad para convivir con un galgo a que se ofrezcan como casas de acogida temporal. La acogida es un tiempo variable entre que el galgo es rescatado y el momento en que se le puede dar en adopción: es un período interesantísimo en el que se enseña al perro de campo a socializar, a comprender el medio urbano, incluso a subir y bajar escaleras a veces… No es raro que, después de un período de este tipo la familia de acogida acabe enamorándose del galgo y decida quedárselo y adoptarlo formalmente”, sostienen desde SOS Galgos.

Creado: 16 de abril de 2020

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD