PUBLICIDAD

Mascotas
Tos de las perreras
Los perros también pueden contraer “gripe”. Te explicamos cómo se contagia y cómo detectar los síntomas de la tos de las perreras, una enfermedad común en nuestros canes, que se puede prevenir con la vacunación.
Escrito por María Bayón Piedrabuena, Veterinaria clínica de pequeños animales

Síntomas de la tos de las perreras y posibles complicaciones

Quizá tienes la duda de si tu perro ha cogido una gripe perruna. Pues bien, el primer síntoma que detectamos en nuestro perro y nos puede hacer sospechar de una traqueobronquitis infecciosa canina o tos de las perreras es la tos seca. Esta se produce por la irritación de las vías respiratorias. El perro suele emitir un sonido seco, de forma repetida y, a menudo, termina realizando un gesto similar a una arcada, pudiéndolo asociar erróneamente a la inhalación o aspiración de un cuerpo extraño.

En algunas ocasiones, cuando la infección progresa en nuestra mascota, puede llegar a expulsar flema e incluso vomitar tras el esfuerzo realizado al toser. Normalmente, no se aprecian mucosidad nasal ni estornudos, excepto si se produce una rinitis concomitante.

Además, si padece tos de las perreras nuestro perro puede manifestar decaimiento, disminución del apetito, fiebre y linfadenomegalia, es decir, un incremento del tamaño de los ganglios linfáticos.

Complicaciones de la tos de las perreras

Si presencias alguno de estos síntomas en tu perro, debes acudir a tu veterinario de confianza cuanto antes para que confirme el diagnóstico y paute el tratamiento más adecuado para tu mascota, ya que de no combatirse, la infección puede progresar al tejido pulmonar y favorecer la aparición de una neumonía e incluso transformarse en un proceso crónico.

En algunos individuos, la infección puede asentarse en la mucosa nasal y producir una rinitis con descarga purulenta. La insuficiencia respiratoria no es una complicación habitual, salvo en caso de que se desarrolle una neumonía grave o el animal padezca algún proceso concomitante, como por ejemplo, una enfermedad cardiaca.          

Diagnóstico veterinario de la traqueobronquitis infecciosa canina

Para diagnosticar esta enfermedad, tu veterinario de confianza realizará una exploración física general, tomará las constantes vitales a tu perro y puede que lleve a cabo algunas pruebas complementarias. Es importante recordar desde cuándo has notado los síntomas, si convive con otros perros o si has observado algún vómito. No dejes pasar mucho tiempo desde que notes los primeros signos gripales en tu peludo amigo. Acude a tu veterinario cuanto antes para evitar que la enfermedad progrese y surjan complicaciones.

En la mayoría de los perros afectados por traqueobronquitis es fácil que la tos se desencadene de forma refleja al palpar el área del cuello donde se proyecta la tráquea, ya que la zona está muy sensibilizada por la irritación. Mediante la auscultación del cuello y del tórax, el veterinario podrá determinar a qué áreas del aparato respiratorio está afectando esta tos de las perreras. Si es necesario, realizará radiografías del tórax para descartar la presencia de focos de neumonía y comprobar el grado de inflamación del árbol bronquial. 

Actualizado: 24 de Noviembre de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD