PUBLICIDAD

Noticias Embarazo

Recomiendan la sutura para cerrar una cesárea

Investigadores de la Universidad de Alabama han demostrado que emplear suturas absorbibles para cerrar la incisión practicada durante una cesárea es el método más seguro para evitar complicaciones.
Recomiendan la sutura para cerrar una cesárea

02 de Enero de 2013

Investigadores de la Universidad de Alabama en Birmingham (UAB) (Estados Unidos) han llevado a cabo un estudio que muestra que emplear suturas absorbibles para cerrar la incisión practicada durante una cesárea es el método más seguro para evitar complicaciones, mientras que el uso de grapas para sellar la herida puede incrementar el riesgo de que se produzcan infecciones o se vuelva a abrir la herida.

En la investigación, que se ha publicado en ‘Obstetrics & Gynecology’, participaron 398 mujeres que tuvieron a sus bebés mediante cesárea, bien programada o bien de urgencia, y a las que se dividió en dos grupos, según el método con el que se cerró la herida: con grapas o con sutura.

26 mujeres del grupo en el que se habían utilizado grapas sufrieron infecciones y reapertura de la herida, frente a 10 de las que habían sido tratadas con sutura

Ambos grupos tenían características similares, aunque en el caso de utilizarse sutura, la intervención se prolongó diez minutos más. A las mujeres que llevaban grapas se les sustituyeron estas por cinta adhesiva a los tres o cuatro días, antes del alta hospitalaria.

Los investigadores analizaron la evolución del 88% de las participantes en el estudio –350 mujeres– entre cuatro y seis semanas después del parto. Valoraron las infecciones y las reaperturas de heridas que se produjeron durante este periodo, y comprobaron que esto le ocurrió a 26 mujeres del grupo en el que se habían utilizado las grapas, y solo a 10 de las que habían sido tratadas con sutura.

Se observó, además, que en los casos en que se reabrían heridas que habían sido cerradas con grapas, se produjeron aperturas mucho más grandes y profundas que cuando la herida que se reabría había sido suturada. Otros factores que evaluaron los investigadores, y que resultaron similares en ambos grupos de pacientes, fueron el dolor y la satisfacción a nivel individual que reportaron las mujeres, y el resultado estético derivado del método empleado para cerrar la incisión.

En este estudio las grapas fueron extraídas a los tres o cuatro días de realizarse la cesárea, antes de dar el alta a las pacientes, por lo que se ignora si retrasar el momento de la extracción supondría alguna ventaja. Sin embargo, y dado que en la actualidad los partos por cesárea son bastante frecuentes, es fundamental realizar más estudios respecto a cuál es el mejor método de cierre de la herida, ya que hasta ahora no existe consenso entre los especialistas, y la decisión de usar suturas o grapas depende del cirujano.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD