PUBLICIDAD

Noticias Mascotas

Un paso más hacia el tratamiento de la malaria aviar

Un grupo de investigadores del Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN-CSIC) ha detectado los genes clave para el tratamiento de la malaria aviar, una enfermedad que afecta a multitud de aves.
La malaria aviar es una afección que en la actualidad sigue afectando de forma directa a una gran cantidad de aves en el continente europeo, siendo mortal para aquellas que no han evolucionado para combatirla

La edad del animal, así como la versión del gen MHC que se active en caso de infección por 'Leucocytozoon', determinan la intensidad de la enfermedad.

28 de Junio de 2016

Una reciente investigación con una población de herrerillos comunes, Cyanistes caeruleus, llevada a cabo en el Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN-CSIC), ubicado en Madrid, ha localizado cuáles son los genes clave para el tratamiento de la malaria aviar, una enfermedad provocada por los parásitos sanguíneos Haemoproteus y Leucocytozoon, que puede ser mortal para las aves y que aún afecta a un elevado número de especies en toda Europa.

El informe del estudio, del que se ha hecho eco la publicación especializada Journal of Avian Biology  revela que los genes MHC-I, un grupo de proteínas a las que los expertos llaman llave, porque ponen en marcha el sistema inmune ante la llegada de otras proteínas extrañas, intervienen de forma directa en el control o no de los parásitos que provocan la malaria aviar.

La malaria aviar es una afección que en la actualidad sigue afectando de forma directa a una gran cantidad de aves en el continente europeo, siendo mortal para aquellas que no han evolucionado para combatirla

La edad del animal, así como la versión del gen MHC que se active en caso de infección por Leucocytozoon, determinan la intensidad de la enfermedad: mayor en los aves más jóvenes con el alelo UA117, y menor en individuos adultos que portan el alelo UA104. Sin embargo, Santiago Merino, uno de los investigadores del MNCN-CSIC, explica que no han obtenido los mismos resultados en el caso de que la infección haya sido provocada por el otro parásito que puede estar implicado en la malaria aviar, el Haemoproteus.

Por tanto, tras el estudio, los investigadores del MNCN-CSIC han podido confirmar que los genes MHC-I no intervienen en la eliminación de los parásitos que provocan la malaria aviar, sino que simplemente actúan como controladores de la intensidad de la dolencia, lo que acaba determinando que únicamente los ejemplares con el conjunto de genes más preparados tendrá más oportunidades de sobrevivir a la enfermedad. Los reveladores datos obtenidos en la investigación serán de vital importancia a la hora de obtener respuestas para combatir con eficacia la malaria aviar, una afección que en la actualidad sigue afectando de forma directa a una gran cantidad de aves en el continente europeo.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

5%
de reducción de la vacunación del sarampión en niños de 2 a 11 años puede triplicar su incidencia en estas edades
'Fuente: 'Universidad de Stanford y Escuela de Medicina Baylor (Estados Unidos)''