PUBLICIDAD

Pruebas médicas
Tomografía por emisión de positrones (PET)
La tomografía por emisión de positrones (PET) permite obtener imágenes del interior del organismo y detecta la actividad metabólica de las células. Se emplea sobre todo para el diagnóstico y seguimiento del cáncer.
Escrito por Dr. Pablo Rivas, Especialista en medicina interna

¿En qué casos se realiza la tomografía por emisión de positrones (PET)?

Los motivos más frecuentes por los que se puede solicitar la realización de PET son los siguientes:

  • Detectar un cáncer.
  • Detectar si un cáncer se ha diseminado por el cuerpo, es decir, si ha producido metástasis.
  • Determinar la eficacia de un tratamiento frente al cáncer, es decir, si el tratamiento ha conseguido una reducción o desaparición de los tumores o de las metástasis.
  • Determinar si un cáncer ha reaparecido tras haber sido eliminado con el tratamiento.

Con menos frecuencia, y fuera del campo del cáncer, se puede utilizar para lo siguiente:

  • Estudiar el flujo sanguíneo al corazón y ver el efecto de un infarto de miocardio sobre el músculo cardiaco. Tras un infarto, el PET puede identificar áreas del músculo cardiaco que aún son viables y que pueden beneficiarse de un tratamiento de revascularización.
  • Evaluar el funcionamiento del cerebro en trastornos como los problemas de memoria, la epilepsia u otras enfermedades neurológicas.

Actualizado: 6 de Julio de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Especial informativo

 
Especial Cáncer
 

Especial

Cáncer

PUBLICIDAD

Salud en cifras

30%
de los casos de psoriasis se manifiestan antes de los 20 años de edad
'Fuente: 'Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV)''

PUBLICIDAD