PUBLICIDAD

Úlceras
La úlcera es el resultado de un desequilibrio entre los factores agresivos y defensivos de la mucosa gastroduodenal, y la bacteria ‘Helicobacter pylori’ es la causa más frecuente de este trastorno. Conoce cómo se trata.
Escrito por Silvia Chacón Alves, Licenciada en Medicina por la Universidad de Alcalá de Henares

Síntomas de una úlcera

Mujer se toca el abdomen dolorido a causa de una úlcera

El síntoma más frecuente de la úlcera péptica es el dolor abdominal; se trata de una sensación que el paciente describe como ardor, dolor lacerante, o sensación de hambre dolorosa. Típicamente aparece entre 1,5 y 3 horas después de las comidas, y se alivia con la ingesta de alimentos o con la toma de antiácidos. También es muy característica la presencia del dolor durante la noche despertando al paciente, entre las doce y las 3 de la mañana.

A menudo puede haber otros síntomas acompañantes como distensión abdominal, intolerancia a las grasas, eructos, pérdida de peso, náuseas y vómitos (estos últimos sobre todo en las úlceras gástricas).

Algunos pacientes no presentan ningún síntoma y la enfermedad se manifiesta por primera vez como una de sus complicaciones (perforación, hemorragia…).

La historia natural de la úlcera es la de su cicatrización espontánea y posterior recurrencia, de forma que el 80-90% de los pacientes tendrán una recurrencia a los dos años. Con los medicamentos disponibles en la actualidad, la tendencia es padecer un único brote sin recurrencias posteriores.

Actualizado: 13 de Febrero de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD