PUBLICIDAD

Noticias Salud al día

El aneurisma de aorta abdominal mejora al inhibir una proteína

El aneurisma de aorta abdominal podría mejorar con un compuesto derivado de la pectina, ya que un estudio revela que inhibe una proteína asociada con el avance de esta enfermedad y reduce el diámetro aórtico.
Aneurisma de aorta

Los elevados niveles de la proteína Galectina-3 se asocian con el progreso del aneurisma de aorta abdominal.

13 de Noviembre de 2017

La inhibición de la proteína Galectina-3 con un fármaco experimental ha demostrado mejorar el pronóstico del aneurisma de aorta abdominal en un estudio realizado con ratones, al reducir el diámetro aórtico. Las conclusiones del trabajo señalan que elevados niveles de esta proteína se asocian con el progreso de esta enfermedad, que se caracteriza por una dilatación localizada y crónica de la aorta, normalmente en su porción infrarrenal.

Los autores del trabajo, investigadores del Centro de Investigación Biomédica en Red de Enfermedades Cardiovasculares (CIBERCV), administraron a ratones con aneurisma un producto natural que se obtiene de la pectina que contiene la piel y la pulpa de los cítricos, conocido como MCP (modified citrus pectin), consiguiendo disminuir el diámetro aórtico de los animales.

Prevención y tratamiento del aneurisma de aorta abdominal

Estos científicos afirman que la Galectina-3 podría considerarse un biomarcador que predijese la evolución de este tipo de aneurisma y ayudar a su diagnóstico y prevención, y sugieren que los beneficios de inhibir la proteína con fármacos podrían atribuirse a una reducción de la respuesta inflamatoria.

La Galectina-3 podría ser un biomarcador capaz de predecir la evolución del aneurisma abdominal y ayudar a su diagnóstico y prevención

Además, como ha explicado el Dr. José Luis Martín-Ventura, investigador del CIBERCV, el compuesto de pectina no produce toxicidad, y ya ha sido autorizado como complemento dietético en algunos países como Estados Unidos, por lo que resultaría sencillo trasladar su administración por vía oral a la práctica clínica.

En la actualidad, el tratamiento del aneurisma de aorta abdominal se basa en la una intervención quirúrgica no exenta de riesgo, y no hay disponible ningún medicamento para controlar su progresión. Se trata, además, de una patología asintomática que suele detectarse en una exploración realizada por otro motivo; por ello, los hallazgos de esta investigación favorecen la exploración de nuevas opciones diagnósticas y terapéuticas para esta enfermedad.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Especial informativo

 
Especial Diabetes
 

Especial

Diabetes

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

Tres
millones de personas en España padecen dolor neuropático
'Fuente: 'Sociedad Española de Neurología''