PUBLICIDAD

Noticias Salud al día

Hallan una posible solución contra las lesiones de médula espinal

Los pacientes con lesión de médula espinal podrían recuperar la movilidad en sus extremidades gracias a unas neuronas creadas a través de células madre humanas, que han conseguido integrar con éxito en ratones.
Neurona

Los ensayos con ratones han tenido éxito sin efectos secundarios.

05 de Mayo de 2017

Las lesiones de médula espinal pueden provocar una pérdida de movilidad o sensibilidad en las personas que la padecen y, en casos en los que se complican, pueden llegar a suponer un estado de parálisis permanente en los pacientes. Por ello, desde hace algunos años numerosas investigaciones están experimentando en ensayos clínicos con terapias de reemplazo celular, que buscan volver a activar el movimiento de las neuronas motoras.

Los investigadores transplantarán las interneuronas V2a en ratones con lesiones en su médula espinal para ver si consiguen recuperar el movimiento perdido tras la lesión

Ahora, una nueva investigación en este campo llevada a cabo por científicos de los Institutos Glodstone (San Francisco), y de la que se ha hecho eco la publicación científica Proceedings of the National Academy of Sciences, podría suponer una revolución en este campo, al haber demostrado potencial, en los ensayos clínicos con ratones, para reparar las lesiones de médula espinal.

En concreto, los científicos han conseguido crear, a partir de células madre humanas, las conocidas como interneuronas V2a. Estas neuronas desempeñan un papel fundamental, ya que son las encargadas de transmitir a la médula espinal las señales del cerebro, de forma que se ponen en marcha las neuronas motoras que coordinan la movilidad de brazos y piernas. Gracias a esto, los investigadores podrían reparar las interneuronas V2a dañadas tras la lesión de médula espinal, que en este caso impiden la conexión entre el cerebro y las extremidades, provocando la parálisis en los pacientes.

Las interneuronas V2a se integran con éxito en ratones

En la primera fase del ensayo científico hecho público, los autores del estudio transplantaron las nuevas interneuronas V2a creadas a partir de células madre en la médula espinal de ratones sanos, y comprobaron que éstas se adaptaban a la perfección a su nuevo entorno, integrándose correctamente y sin efectos secundarios (pérdida de movilidad o deterioro), con las células ya presentes en la medula espinal de los roedores.

Este resultado ha sido considerado como muy importante por los investigadores, que en la nueva fase del ensayo clínico con ratones transplantarán las interneuronas V2a en roedores con lesiones en su médula espinal, para ver si se confirman sus pronósticos y éstas consiguen integrarse y ayudar a recuperar el movimiento perdido tras la lesión.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

Especial informativo

 
Especial Diabetes
 

Especial

Diabetes

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

60%
de los pacientes supervivientes de cáncer solicita algún tratamiento estético
'Fuente: 'Grupo de Expertos en Medicina Estética Oncológica (GEMEON)''