PUBLICIDAD

Noticias Salud al día

El cáncer de ovario se diagnostica demasiado tarde

Una detección precoz del cáncer de ovario prolongaría la vida de las afectadas, sin embargo, la realidad es que siete de cada diez pacientes está ya en una fase avanzada de la enfermedad cuando finalmente se detecta.
Diagnóstico de cáncer de ovario

20 de Enero de 2012

La mayoría de los especialistas está de acuerdo en que una detección precoz del cáncer de ovario prolongaría la vida de las afectadas, de las que tan solo el 35% siguen vivas a los cinco años de diagnosticárseles la enfermedad. Sin embargo, la realidad es que, en España, siete de cada diez pacientes que desarrollan este tipo de cáncer se encuentran en una fase avanzada de la enfermedad cuando finalmente se detecta.

La sintomatología que acompaña al cáncer de ovario es común a otras patologías, especialmente a afecciones del aparato digestivo, y este es el motivo principal por el que pasa desapercibido y, cuando se diagnostica, con frecuencia se ha extendido y afecta a otros órganos vecinos.

La sintomatología que acompaña al cáncer de ovario es común a otras patologías, especialmente a afecciones del aparato digestivo, por lo que suele pasar desapercibido

La Fundación Mutua Madrileña, con la colaboración de la red de hospitales OncoSur, acaba de realizar un estudio, en el que oncólogos y ginecólogos (un total de 65 especialistas) aseguran que el pronóstico del cáncer de ovario está determinado por el estadio en que se encuentra la enfermedad en el momento del diagnóstico, y la mayoría de ellos opina que se podría incrementar la supervivencia de las pacientes un 20-30% si el tumor se detectase precozmente.

En opinión de la doctora Cristina Grávalos, del Servicio de Oncología Médica del Hospital 12 de Octubre de Madrid, en la actualidad no se dispone de programas de detección precoz que resulten efectivos, por lo que considera que las mujeres deben acudir a una revisión ginecológica todos los años porque en ellas se pueden detectar síntomas que alerten sobre la posible presencia de la patología.

Aunque se desconocen las causas del cáncer de ovario, existen factores de riesgo que incrementan las posibilidades de desarrollar esta patología, como la herencia genética y, en concreto, presentar una mutación del gen BRCA1 o BRCA2, o tener familiares que la tengan o hayan sufrido cáncer, especialmente si se trata de cáncer de mama, de colon o de ovario.

Los expertos recomiendan que las mujeres en esta situación se realicen revisiones periódicas a partir de los 30 años, que incluyan pruebas como la ecografía transvaginal y la evaluación del marcador tumoral CA125. Además, consideran imprescindible informar a la población sobre este tipo de cáncer, y establecer una coordinación adecuada con los profesionales de Atención Primaria, que pueden detectar precozmente los síntomas y, ante la sospecha, derivar a la paciente al especialista.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

70%
de los mayores de 50 años reconoce no tener un peso saludable
'Fuente: 'Informe “Cigna 360 Wellbeing Survey”''