Pancreatitis
Escrito por Diana Forero Morantes, bióloga
Cálculos, inflamaciones, el consumo de alcohol y sustancias tóxicas, bacterias o daños metabólicos pueden provocar la obstrucción de las vías biliares, causando la pancreatitis o inflamación del páncreas.

Pancreatitis

¿Qué es la pancreatitis?

El páncreas es un órgano situado en el abdomen, detrás del estómago, que se encarga de producir hormonas como la insulina y el glucagón, importantes para el metabolismo de los carbohidratos, y enzimas como la tripsina y la quimotripsina, que participan en el proceso digestivo.

La pancreatitis se define como la inflamación del páncreas debido a la obstrucción de las vías biliares a causa de cálculos e inflamaciones, aunque también puede ser producida por sustancias tóxicas, bacterias o daños metabólicos. La pancreatitis, de acuerdo a su evolución clínica, puede ser aguda o crónica.

Pancreatitis aguda

En la pancreatitis aguda ocurre una autodigestión del páncreas por sus propias enzimas, cuya secreción se altera y se produce hacia el interior del órgano, en lugar de hacia el duodeno, causando edema, destrucción del tejido pancreático, y paso de enzimas y toxinas a la sangre. Generalmente se manifiesta tras el consumo excesivo y continuado de grasa o alcohol y, una vez que se resuelve, el páncreas recupera su función por completo.

Pancreatitis crónica

Esta afección cursa de forma lenta y consiste en la alteración morfológica y funcional del páncreas de forma irreversible, siendo este incapaz de producir jugo pancreático. Las manifestaciones clínicas de la enfermedad pueden incluir un episodio de pancreatitis aguda o caracterizarse por la progresión continuada de los síntomas.

Artículos relacionados

 

Temas en este artículo

Actualizado: 14/02/2014

PUBLICIDAD

Entrevista

Dra. Mª Aurelia Mena

Experta en parálisis cerebral

“La parálisis cerebral no es una enfermedad, sino que es un conjunto de síntomas que incluye múltiples formas patológicas que pueden no manifestarse en los primeros meses de vida”

 

50% de varones entre 40 y 70 años sufre disfunción eréctil

Y el 80% de ellos no recibe ningún tipo de tratamiento. Los expertos aconsejan seguir manteniendo relaciones sexuales con regularidad después de los 60 años por sus beneficios tanto físicos como psicológicos.

Fuente: 'Boston Medical Group'

 

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD