PUBLICIDAD

Noticias Salud al día

El mal de Chagas amenaza a los países desarrollados

La enfermedad de Chagas, una patología endémica en América Latina, característica de zonas pobres, se ha convertido en el principal problema de salud pública importado en los países desarrollados.
Ivestigadora analizando el mal de Chagas

01 de Marzo de 2013

La enfermedad de Chagas, una patología endémica en América Latina, y característica de zonas pobres y con escasos recursos sanitarios, se ha convertido en el principal problema de salud pública importado en los países desarrollados, debido sobre todo a la emigración de personas portadoras de la infección.

Se estima que en Europa ya hay más de 80.000 afectados por la enfermedad de Chagas, y alrededor de 300.000 en Estados Unidos

La enfermedad de Chagas se transmite principalmente a través de la picadura de un insecto –la vinchuca–, una especie de chinche que anida en las grietas de las casas, y sale por la noche a alimentarse de la sangre de sus moradores. Pero también se puede contagiar a través de una transfusión sanguínea o un trasplante de órganos, y el bebé puede adquirir la infección si su madre la tiene.

Se estima que en Europa ya hay más de 80.000 afectados por esta patología, y alrededor de 300.000 en Estados Unidos. Por ello, y para combatir el Chagas en las regiones del planeta donde se registra una mayor prevalencia de la enfermedad, y evitar además su expansión a las zonas libres de la vinchuca, desde el Laboratorio de Ideas del Instituto de Salud Global (ISGlobal) se está impulsando la institución de un consorcio internacional en el que participarán organismos como Médicos sin Fronteras o el Instituto Carlos Slim de la Salud.

Vector de enfermedad de Chagas

El mal de Chagas se incluye en las 17 enfermedades tropicales desatendidas, al igual que el dengue y la lepra, porque no se considera una prioridad sanitaria y afecta principalmente al sector de la población más desfavorecido. Uno de los países más afectados por esta enfermedad es Bolivia, donde ISGlobal está investigando para desarrollar nuevos tratamientos más efectivos y elaborar nuevos modelos de asistencia a los pacientes.

Aunque no es posible erradicar esta enfermedad porque a pesar de las fumigaciones no se puede eliminar totalmente a la vinchuca, los investigadores involucrados en la lucha contra el Chagas confían en que la colaboración de diversos organismos a nivel internacional consiga controlar esta infección para evitar que se siga extendiendo.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

15.000
niños menores de cinco años murieron cada día en 2016
'Fuente: 'Informe 'Niveles y Tendencias en la Mortalidad Infantil 2017', publicado con UNICEF, el Banco Mundial y la División de Población de UNDESA''