PUBLICIDAD

Noticias Ejercicio y deporte

Hacer ejercicio reduce las molestias de la quimioterapia

Realizar ejercicio físico durante el tratamiento de quimioterapia disminuye la posibilidad de sufrir algunos de los efectos secundarios adversos asociados al mismo como náuseas, fatiga, o malestar general, según un estudio.
Dos mujeres llegan a la meta tras correr una carrera

El nivel de exigencia del ejercicio debe adecuarse a las características de cada persona.

30 de Abril de 2015

Realizar ejercicio físico durante el tratamiento de quimioterapia disminuye la posibilidad de sufrir algunos de los efectos secundarios adversos asociados al mismo como las náuseas, la fatiga, o el malestar general, según revela un estudio que ha realizado el Instituto del Cáncer Holandés.

La actividad física durante el tratamiento del cáncer de mama contribuye a tolerar mejor las terapias y reduce la pérdida de calidad de vida de las pacientes

En la investigación participaron 230 pacientes con cáncer de mama, que se dividieron en tres grupos; al primer grupo se le asignó un programa supervisado de ejercicio aeróbico de intensidad moderada; al segundo grupo, un programa de intensidad baja del mismo tipo de ejercicio, que podían seguir desde su hogar; y el tercer grupo no realizó ningún programa de ejercicio.

Las mujeres de los dos grupos que realizaron ejercicio durante el tratamiento con quimioterapia mostraron los efectos secundarios mencionados con menos frecuencia, especialmente aquellas cuya actividad física fue más intensa. Solo el 12% de las pacientes del primer grupo necesitó un ajuste de su dosis de quimioterapia, frente al 34% del grupo que no realizó ejercicio.

En opinión de los expertos, la actividad física durante el tratamiento del cáncer de mama contribuye a tolerar mejor las terapias y reduce la pérdida de calidad de vida de las pacientes, aunque el nivel de exigencia del ejercicio debe adecuarse a las características de la persona, y es necesario que haya una supervisión por parte de un fisioterapeuta o un entrenador personal. Sin embargo, una actividad sencilla y que puede llevar a cabo casi cualquier paciente aunque no hiciera deporte antes de caer enferma, es caminar todos o casi todos los días, a buen ritmo, durante alrededor de 40 minutos.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

10%
de la población española sufre dermatitis atópica
'Fuente: 'XII Congreso Mundial de Dermatología Pediátrica y la Asociación Española de Pacientes y Familiares de Dermatitis Atópica’'