PUBLICIDAD

Salud al día
Sarampión
El sarampión es una de las erupciones cutáneas clásicas que se presentan en la infancia, acompañada de fiebre elevada, tos, conjuntivitis y rinitis. La vacuna atenuada ha reducido considerablemente su incidencia.
Escrito por Diana Forero Morantes, Bióloga
Revisado por Dr. José Antonio Nuevo González, Especialista en Medicina Interna. Servicio de Urgencias del Hospital Gregorio Marañón de Madrid

Qué es el sarampión

¿Qué es el sarampión?

El sarampión constituye, junto con la rubéola, roséola, eritema infeccioso y varicela, uno de los exantemas o erupciones cutáneas clásicas que se presentan en la infancia.

Antiguamente el sarampión era una enfermedad muy común; hasta el año 1960, el exantema, acompañado de fiebre elevada, tos, conjuntivitis y rinitis, afectaba a más del 90% de la población menor de 20 años. Desde que se introdujo en EE.UU. la vacuna atenuada en 1963 (en España en 1978), se ha reducido considerablemente el número de casos, aunque a nivel mundial en las poblaciones sin vacunar, el sarampión sigue siendo una de las principales causas de morbilidad (30 a 40 millones de casos al año) y mortalidad (uno a dos millones al año).

A quién afecta el sarampión

El desarrollo de programas eficaces de vacunación ha convertido el sarampión en una enfermedad poco frecuente. Sin embargo, en zonas que carecen de adecuados programas de vacunación, generalmente países en desarrollo, las epidemias tienden a aparecer en ciclos de uno a tres años. Muchos casos ocurren en niños en edad preescolar, que no se han vacunado y viven en áreas urbanas.

En estos países, el virus de sarampión es una causa significativa de muerte en niños de uno a cinco años de edad, y en sujetos inmunodeprimidos y desnutridos, principalmente aquellos con deficiencia de vitamina A, o con el sistema inmune debilitado a consecuencia de infecciones como el VIH, al ser estos incapaces de eliminar la infección. Las mujeres embarazadas sin vacunar pueden sufrir complicaciones graves como un aborto o un parto prematuro, e incluso morir.

¿Se puede erradicar el sarampión?

Aunque el sarampión es un virus que podría ser erradicado estableciendo unas pautas de vacunación extensiva, ya que se trata de un virus restringido al ser humano, que contiene un único serotipo, las dificultades que implica la distribución de la vacuna a regiones carentes de dispositivos de refrigeración y redes de transporte adecuadas, han impedido su eliminación.

Pero no solo la población de los países sin recursos está en peligro de infectarse con este virus. Recientemente también se han registrado brotes de sarampión, tanto en niños como en adultos, en Europa y en varios países latinoamericanos, debido a una insuficiente vacunación. En Ucrania, país que celebró junto con Polonia la Eurocopa de Fútbol en verano de 2012, se produjo un extenso brote de sarampión, y las autoridades sanitarias europeas recomendaron que todas las personas que acudieran a este evento se aseguraran de estar correctamente inmunizadas frente al virus.

Y a pesar de que en el año 2000 se consideró que el sarampión estaba erradicado en Estados Unidos, en 2014 se produjo un récord de casos (610 confirmados) en este país, y desde el 1 de enero al 6 de febrero de 2015 se han reportado 121 nuevos casos de sarampión (un brote que comenzó en el parque de atracciones de Disneylanda, en California). Los expertos alertan de que el peligro de contagio sigue ahí y se muestran especialmente preocupados con el movimiento anti-vacunas, que ha hecho que muchos padres se nieguen a vacunar a sus hijos por el miedo –que carece de base científica– a que el fármaco les provoque autismo u otros trastornos mentales.

Actualizado: 25 de Abril de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

25%
de la población tiene una variante genética que aumenta el riesgo de sufrir depresión
'Fuente: 'The Journal of Clinical Psychiatry''