PUBLICIDAD

Noticias Dieta y nutrición

Probióticos e inmunoterapia para tratar la alergia a los cacahuetes

Muestran la efectividad a largo plazo de un tratamiento que combina el probiótico Lactobacillus rhamnosus con pequeñas dosis de cacahuetes para entrenar el sistema inmune de las personas con alergia al maní.
Persona alérgica a los cacahuetes

31 de Agosto de 2017

Un estudio llevado a cabo por investigadores australianos pone de manifiesto que los efectos clínicos e inmunológicos de la inmunoterapia oral combinada con probióticos para tratar la alergia alimentaria al cacahuete se mantienen a largo plazo; en concreto pasados cuatro años después del cese del tratamiento.

El estudio, publicado en la revista Lancet Child & Adolescent Health, siguió a casi 50 niños inscritos en 2013 en un ensayo basado en el tratamiento de la alergia al cacahuete a través de inmunoterapia oral. Dicho tratamiento combinaba el probiótico Lactobacillus rhamnosus con pequeñas dosis de cacahuetes, que fueron diseñados específicamente para entrenar gradualmente el sistema inmunológico de los niños a aceptar el alérgeno del cacahuete en lugar de tratarlo como algo extraño. Es decir, el objetivo era ayudar al sistema inmune a desarrollar una tolerancia al fruto seco en cuestión.

Al final del proceso, más del 80% de los niños que participaron en el ensayo, y que recibieron la terapia de combinación, redujo significativamente sus reacciones alérgicas a los cacahuetes en comparación con el 4% de los niños que no recibió ningún tratamiento. Durante el seguimiento a los niños a lo largo de los cuatro años posteriores al tratamiento, el 67% de los que recibieron la combinación de probióticos con inmunoterapia pudieron comer cacahuetes sin que se presentara ninguna reacción alérgica. Y de entre los que mostraron reacciones, se observó que éstas fueron más pequeñas y no hubo ningún caso de anafilaxia en comparación con niños no tratados.

Añadir probióticos al tratamiento frente a esta alergia mejora aún más la capacidad del intestino de aceptar los cacahuetes y no desencadenar una reacción inmune

Estudios previos a éste han sugerido que métodos como el empleado por los investigadores australianos podrían ser eficaces para reducir las reacciones de choque anafiláctico alérgico, a veces peligrosas, a los cacahuetes. El equipo australiano añadió probióticos para mejorar aún más la capacidad del intestino de aceptar los cacahuetes y no desencadenar una reacción inmune. Pese a que los resultados de esta investigación son alentadores para las personas que padecen alergias alimentarias, los expertos advierten que aún puede ser demasiado pronto para entender los resultados como una “cura” a la alergia al cacahuete.

La combinación de inmunoterapia oral y probióticos

Los autores del estudio afirman que la adición de probióticos a los alérgenos de cacahuete puede ser importante para mejorar la tolerancia de los niños a los alimentos. Sin embargo, la investigación no ha tenido en cuenta el efecto de los propios probióticos, ya que solo compararon los niños que recibieron los probióticos junto con la terapia inmunológica a aquellos que no recibieron ningún tratamiento en absoluto y no menciona a los que fueron tratados únicamente con inmunoterapia oral.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

39%
es la efectividad de la vacuna de la gripe para prevenir ingresos hospitalarios en personas de entre 65 y 79 años
'Fuente: 'Centro de Investigación Biomédica en Red de Epidemiología y Salud Pública (CIBERESP)''