PUBLICIDAD

Salud al día
Esquizofrenia
Según la Organización Mundial de la Salud 52 millones de personas en el mundo sufren esquizofrenia, un trastorno psiquiátrico que se manifiesta de forma específica en cada paciente y que precisa un tratamiento individualizado.
Escrito por Hugo González Núñez, Licenciado en Farmacia
Revisado por Dr. José Antonio Nuevo González, Especialista en Medicina Interna. Servicio de Urgencias del Hospital Gregorio Marañón de Madrid

Qué es la esquizofrenia

La esquizofrenia es una enfermedad psiquiátrica de carácter crónico caracterizada por un conjunto de síntomas, positivos y negativos, que hacen que en cada paciente se manifieste de una forma específica, con un cuadro de signos y síntomas muy determinado. Debido a la variabilidad entre pacientes, esta enfermedad precisa de un tratamiento y un seguimiento individualizados. En sus inicios fue denominada ‘demencia precoz’, para posteriormente adquirir la denominación que hoy define parcialmente la enfermedad: ‘esquizo’ y ‘frenia’, o mente dividida.

Aunque no existe ningún síntoma totalmente característico de la esquizofrenia, se acepta que presentan alteraciones de la percepción en forma de alucinaciones, de la realidad en forma de delirios, del pensamiento con razonamientos muy débiles, de la motivación y del juicio. También se añade una desorganización del pensamiento y de la conducta. Podrán manifestarse de manera aguda en brotes, pero pasarán por fases mucho menos llamativas pues progresan a una etapa de estabilización.

En líneas generales, se considera que el paciente psicótico es un sujeto con dificultades en la estructuración del pensamiento y un marcado deterioro de la capacidad para la toma de decisiones, que presenta una gran dificultad para controlar su emotividad y, debido a ello, o junto con ello, déficit en su relación con otras personas. Por lo general, un tercio de los pacientes sufren un solo brote psicótico en su vida, precisando o no tratamiento; otro tercio presentará varias crisis, lo que implicará una clara necesidad de tratamiento farmacológico y psicológico; y en un último tercio la enfermedad permanecerá activa (con altibajos), a pesar del tratamiento farmacológico instaurado y del seguimiento psicológico.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que en el mundo existen al menos 52 millones de personas diagnosticadas de esquizofrenia, de las cuales 300.000 residen en España, donde el número de afectados aumenta progresivamente cada año, debido a la tasa de 15-30 nuevos casos por cada 100.000 habitantes y una prevalencia de un 1%. Es algo más frecuente en varones, en torno a 3 casos por 1.000, frente a 2,8 casos por 1.000 en las mujeres. Rara vez aparece antes de la adolescencia, siendo más frecuente entre los 15 y 35 años.

Actualizado: 2 de Diciembre de 2016

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

25%
de la población tiene una variante genética que aumenta el riesgo de sufrir depresión
'Fuente: 'The Journal of Clinical Psychiatry''