PUBLICIDAD

Noticias Tercera edad

Vivir sola y ser voluntaria mejora la memoria de mujeres mayores

Las mujeres de edad avanzada que realizan actividades como el voluntariado y que viven solas parecen tener un mayor desempeño cognitivo y una mejora significativa en la capacidad de recordar fechas y listas.
Mujer mayor con camiseta de voluntaria

Estar activo, como por ejemplo haciendo voluntariado, es la mejor manera de activar la memoria.

25 de Abril de 2017

Las mujeres que realizan voluntariado en la tercera edad y que viven solas tienen mayores beneficios cognitivos y más memoria que aquellas que no realizan esa actividad y viven acompañadas, según revelan los resultados obtenidos en el Proyecto Australiano para el Envejecimiento Saludable de las Mujeres (WHAP), que ha sido presentado en el 13º Congreso Internacional de Alzhéimer, Párkinson y Trastornos Neurológicos Relacionados.

Los investigadores analizaron distintos tipos de roles en 187 mujeres de 70 años, y encontraron que las que están activas socialmente no siempre tienen el mismo riesgo de desarrollar demencias, sino que todo depende de las diferentes funciones que llevan a cabo en su vida diaria. Las mujeres respondieron cuestionarios sobre si cuidaban a sus nietos, el tipo de convivencia que mantienen, si pertenecen a grupos de actividades, o si tenían empleo, remunerado o no.

Las mujeres que tienen que cuidar de su cónyuge con demencia experimentan una notable disminución del desempeño cognitivo

Como principales resultados se observaron los beneficios en la memoria episódica, la encargada de recordar eventos y listas, en las mujeres que trabajaban con remuneración, y en las que realizaban voluntariado. Aquellas que convivían con al menos una persona en casa tuvieron peores datos cognitivos globales que las que vivían solas, y el resto de roles estudiados no demostraron relación alguna con el conocimiento.

Katherine Burn, principal autora del estudio, afirma que aquellas mujeres de edad avanzada que viven solas tienen más libertad e independencia a la hora de realizar actividades que si tuviesen alguna compañía en el hogar. Anteriormente, habían visto la luz estudios que afirmaban que las mujeres que tienen que cuidar de un cónyuge con demencia pueden experimentar una merma en el desempeño cognitivo, pues no en todos los casos vivir acompañado significa ser más activo socialmente.

Pero según exponen los mismos expertos, falta mucha investigación sobre esta materia antes de poder recomendar actividades sociales concretas que favorezcan la salud cognitiva. Además, aseguran que estos son los resultados de la primera fase del estudio –extraídos del seguimiento de los dos primeros años–, que en principio tendrá una duración de cuatro años.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Síguenos en las redes sociales

Síguenos en las redes sociales

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Salud en cifras

39%
es la efectividad de la vacuna de la gripe para prevenir ingresos hospitalarios en personas de entre 65 y 79 años
'Fuente: 'Centro de Investigación Biomédica en Red de Epidemiología y Salud Pública (CIBERESP)''