PUBLICIDAD

Dieta y nutrición
Gases
A parte de desagradables, los gases pueden provocar molestias intestinales. Descubre los alimentos a evitar, las medicinas y consejos nutricionales a nuestro alcance para aliviar sus síntomas y hacer que desaparezcan.
Escrito por Redacción de Webconsultas,

Qué son los gases

Los gases pueden llegar a condicionar la vida de la persona que los padece si no se controlan. El organismo tiene mecanismos que actúan continuamente para eliminar este aire concentrado, mediante los eructos o ventosidades anales aunque, en ocasiones, pueden generar molestias intestinales dificultando su evacuación por las vías pertinentes.

Comer con rapidez, ingerir alimentos ricos en fibras, o el uso de ciertos antibióticos, son algunos de los hábitos que pueden provocar gases. Entre los síntomas habituales se encuentran la sensación de hinchazón, el dolor abdominal, las flatulencias o eructar con frecuencia.

¿Qué son los gases?

Los gases no se consideran una enfermedad, más bien suponen un síntoma o trastorno que consiste en la presencia de aire en el intestino, que se expulsa en forma de eructos, o a través del ano mediante ventosidades (un exceso de las mismas se denomina flatulencia).

Habitualmente, los gases se generan en el intestino grueso durante la digestión, a consecuencia de la fermentación de los alimentos que tiene lugar en este proceso, y por el aire que se traga al comer, haciendo que la persona se sienta inflada, y ocasionando a veces dolor abdominal con retortijones o cólicos (de forma aguda).

El mal olor de la ventosidad se debe a la existencia de ciertas bacterias presentes en el intestino grueso, que producen gases que contienen azufre (como, por ejemplo, el anhídrido sulfúrico), con un olor característico a huevos podridos. Los gases intestinales están formados por nitrógeno, oxígeno, anhídrido carbónico y, algunas veces, metano.

Actualizado: 1 de Agosto de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD